Publicado: 11.11.2015 10:06 |Actualizado: 11.11.2015 10:06

IU incluye desamortizar los bienes de la Iglesia en su programa electoral

Otra de las medidas propuestas por el partido para avanzar hacia el laicismo son eliminar la financiación de la Iglesia a través de la casilla en el IRPF, así como anular todas las propiedades rústicas y urbanas "inmatriculadas".

Publicidad
Media: 4
Votos: 8
Comentarios:
El candidato de Izquierda Unida a la presidencia del Gobierno, Alberto Garzón

El candidato de Izquierda Unida a la presidencia del Gobierno, Alberto Garzón

MADRID.- La desamortización de los bienes de la Iglesia, eliminar su financiación a través de la casilla en el IRPF y anular todas las propiedades rústicas y urbanas "inmatriculadas" desde 1946 son algunas de las medidas para avanzar hacia el laicismo que IU incluirá en su programa para las elecciones de diciembre.

Una propuesta muy detallada que presentará hoy el candidato de IU a la Jefatura del Gobierno, Alberto Garzón, junto al presidente de Europa Laica, Francisco Delgado, para garantizar la independencia "efectiva" del Estado frente a la Iglesia y la "neutralidad ideológica" de las administraciones públicas.



Y las iniciativas más inmediatas para asegurar esa independencia que pretende son, según la propuesta, la anulación de los acuerdos de la Santa Sede de 1979, además de los firmados con otras confesiones, "sacar" la religión del sistema educativo y eliminar la financiación pública de los colegios religiosos.

Izquierda Unida quiere también acabar con los "enormes privilegios fiscales" de la Iglesia católica y derogar del Código Penal los artículos que tipifican como delito la "supuesta ofensa" a los sentimientos religiosos. No habrá tampoco, de acuerdo con el plan laico de la formación, ceremonias religiosas en los actos oficiales que organice el Estado y ninguna autoridad pública o funcionario podrá participar como tal en actos religiosos.

Ni las Fuerzas Armadas ni los Cuerpos de Seguridad del Estado podrán participar en actos religiosos y no habrá capillas en ningún lugar público dependiente de cualquier administración, sean hospitales, universidades o cárceles. Y de la misma forma, los cementerios serán civiles, permitiéndose únicamente exhibir símbolos religiosos en las sepulturas de los fallecidos.

Los españoles tendrán garantías jurídicas para ejercer el derecho de apostasía de modo que éste se pueda poner en práctica solo mediante una solicitud formal, e igualmente se facilitará que los niños puedan desvincularse, sin el consentimiento de sus progenitores, de la fe a la que hayan sido adscritos. Tampoco se olvida IU del exterior y plantea que la Obra Pía de los Santos Lugares y la Obra Pía de los establecimientos en Italia, instituciones ligadas a España, sean abolidas, y su patrimonio pase a ser propiedad del Estado.

Después de presentar en los últimos días su programa de emergencia social y un nuevo Estatuto del Trabajo, hoy el candidato aborda el objetivo de la laicidad, que será también una de las iniciativas destacadas del programa con el que se presentará a los comicios.