Público
Público

IU recuerda que se va sin que el PP haya condenado el franquismo

La izquierda minoritaria insiste en recordar su vinculación con los abusos de la dictadura

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La izquierda minoritaria fue la encargada de poner de relieve las actividades del fundador del PP durante el franquismo, régimen bajo el que fue ministro de Información y Turismo entre 1962 y 1969 y titular de Gobernación entre 1975 y 1976.

Así, palabras como 'memoria', 'dictadura' o 'franquismo' se repitieron en las intervenciones de los portavoces de IU, ICV, ERC y BNG, en un intento de rescatar del olvido el pasado antidemocrático del político conservador.

Herrera (ICV): 'No puede pasar como un héroe para la democracia'

El coordinador federal de IU y portavoz de La Izquierda Plural en el Congreso, Cayo Lara, recuperó la figura de Julián Grimau, dirigente comunista fusilado el 20 de abril de 1963 Fraga estaba en el Gobierno por sus actividades como policía de la Brigada de Investigación Criminal durante la Guerra Civil, para recordar que el político conservador 'se va sin que su partido haya condenado el franquismo'.

Lara aseguró que, tras la muerte del que fuera también presidente de la Xunta de Galicia, había leído la Declaración Universal de los Derechos Humanos y que esta le recordó 'muchísimo' a Grimau. 'Un día como hoy reivindico más que nunca el derecho a la memoria histórica de aquellos a quienes todavía no se les ha reco-nocido y en un momento en que se va a sentar en el banquillo un juez [en alusión a Baltasar Garzón] por defender la memoria', dijo.

A través de su cuenta de Twitter, el diputado de IU Gaspar Llamazares también reaccionó a la muerte del político gallego: 'Lamento su muerte como la de cualquier ser humano, pero no olvido. Memoria', proclamó.

Aymerich (BNG): 'Justificó el ajusticiamiento de Julián Grimau'

Otras voces a la izquierda del PSOE rechazaron que el falle-cimiento de Fraga sea utilizado para reinterpretar la historia. '¿Fraga reformista?', se preguntó el parlamentario de ICV Joan Coscubiela. 'Si por él fuera, ni Transición, ni legalización del PSC-PSUC, ni autonomías. Algunos son especialistas en reescribir la historia', se contestó a sí mismo el político de la formación ecosocialista.

Por su parte, Joan Herrera, secre-tario general de ICV, rechazó elogiar la figura de Fraga pues, a su juicio, su recorrido en la democracia no compensa su papel como 'ministro y protagonista de la represión'. 'Por respeto a la lucha antifranquista y a las víctimas de la dictadura, no entraremos en la exaltación de su figura, porque alguien que no la condenó no puede pasar como un héroe para la democracia', sentenció Herrera.

El diputado de Esquerra Republicana Joan Tardà, que en su momento calificó de 'inadmisible' y 'vergonzoso' que se denominara con el nombre de Manuel Fraga a una sala de reuniones del Congreso de los Diputados, se limitó a señalar que lo que su formación tenía que decir sobre Fraga ya lo hizo cuando estaba vivo. En 2008, señaló que el senador tenía 'las manos manchadas de sangre' mientras ANV antes de ser ilegalizada luchaba por la libertad en el franquismo. El presidente de ERC, Oriol Junqueras, prefirió no entrar en polémicas y destacó su 'coherencia política' como ministro de la dictadura, dirigente de Alianza Popular (AP) y fundador del PP.

El portavoz del BNG en el Parlamento de Galicia, Carlos Aymerich, también recordó, desde sus inicios, la trayectoria política de Fraga. Y dijo de él que es una figura 'controvertida políticamente' tras ostentar 'cargos de responsabilidad' en el régimen franquista. Aymerich recordó también que el exsenador no era precisamente 'un aliado del nacionalismo gallego'.