Público
Público

Jiménez muestra su poder orgánico en la sede del PSM

Diputados, alcaldes y militantes arropan a la ministra en la presentación de su candidatura

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Trinidad Jiménez puso ayer en escena su fortaleza orgánica en la batalla hacia la candidatura socialista a la presidencia de la Comunidad de Madrid. Los partidarios de que la ministra de Sanidad sea quien se enfrente a Esperanza Aguirre en los comicios del próximo año tomaron la sede del PSM, justo donde está el despacho de su rival en las primarias y secretario general de los socialistas madrileños, Tomás Gómez.

Jiménez llegó al local de la plaza de Callao de la capital poco antes de las once de la mañana acompañada del aspirante a candidato socialista a la alcaldía de Madrid, Jaime Lissavetzky. Ambos presentaron sus candidaturas ante la Ejecutiva del PSM arropados por más de doscientas personas, entre personalidades del partido, militantes y simpatizantes que se agolparon en el salón de actos de la sede regional. No serán oficialmente candidatos hasta lograr los avales necesarios.

Dirigentes del PSM denuncian 'presiones' del entorno de Jiménez

Si bien Tomás Gómez dispone del apoyo mayoritario de la ejecutiva regional de su partido en la carrera hacia las primarias, ayer se puso de manifiesto que Trinidad Jiménez es la favorita de la mayoría de los diputados socialistas en la Asamblea, y de prácticamente la totalidad de los concejales del PSOE del Ayuntamiento de Madrid.

Pese a ser 'consciente' de que parte 'con desventaja' en la batalla hacia la candidatura, Jiménez volvió a emplazar a los militantes a decidir 'quién está en mejor disposición de conectar con los madrileños y de lograr el cambio político en Madrid'.

La ministra no pidió el voto expresamente, pero sí intentó orientarlo. Hizo un símil futbolístico: 'Si pasamos de cuartos, ganamos la final'. Jiménez aludió al 'proyecto' puesto en marcha 'hace diez años', cuando José Luis Rodríguez Zapatero accedió a la secretaría general del PSOE y ella se integró en su equipo. 'Arriesgamos y ganamos. Y convertimos nuestro proyecto, el de todos, en realidad', apuntó. Ahora, es 'ese mismo proyecto común' el que defiende su candidatura a las primarias en Madrid.

Gómez niega estar 'confrontado' con el Gobierno por su relación con UGT

Durante el acto, los asistentes interrumpieron a la ministra en una decena de ocasiones con largos aplausos. Estuvieron presentes 23 de los 42 parlamentarios regionales y 12 de los 18 ediles socialistas de la capital, así como diferentes secretarios generales de las distintas agrupaciones socialistas de la región y varios miembros de la ejecutiva regional como Pedro Zerolo o la ministra de Vivienda, Beatriz Corredor.

Acudieron, también, siete alcaldes de grandes municipios de la Comunidad. Entre otros, estuvieron presentes el regidor de Getafe, Pedro Castro; el de Fuenlabrada, Manuel Robles, o el de Coslada, Ángel Viveros. También asistieron diputados del Congreso como el secretario general del Grupo Socialista, Eduardo Madina, o el también líder de las Juventudes Socialistas de Madrid, Dani Méndez.

Todos ellos suscribieron el lema Trini Puede, con el que la plataforma de apoyo a la ministra pretende emular al Yes, we can de Barack Obama. Y la aclamaron al grito de 'presidenta' al final de su discurso. Horas más tarde, Jiménez fue recibida con esas mismas proclamas en otro multitudinario acto con la militancia en el centro de Madrid.

Ante más de un millar de personas, la ministra de Sanidad, aparentemente consciente de la ventaja de Gómez, citó a María Zambrano en la misma plaza del Conde de Barajas donde nació la escritora. 'El imposible es hacer del posible nuestro único resorte', advirtió.

El otro aspirante, Tomás Gómez, presentará su candidatura el próximo domingo en la Casa del Pueblo de UGT de Madrid. Pero negó ayer que la elección de ese lugar signifique que esté 'confrontado' con el Gobierno, ni que apoye la convocatoria de la huelga general anunciada por ese sindicato y CCOO. 'Defiendo a mi Gobierno, defiendo a mi presidente y, con los sindicatos, este partido va a seguir teniendo una relación estrecha antes y después del 29 de septiembre porque son nuestra gente', insistió.

Respecto a la batalla interna, varios dirigentes socialistas de la Comunidad que apoyan a Gómez denunciaron ayer 'presiones' por parte del entorno de Jiménez para que se inclinen a favor de la ministra. Desde la plataforma de apoyo a Jiménez lo negaron.