Público
Público

Jiménez pide calma a Marruecos y al Polisario y que reanuden el diálogo

La ministra de Exteriores recomienda "prudencia" ante la "confusión" que aún impera en El Aaiún a la vez que espera un pronunciamiento de la ONU

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La ministra española de Exteriores, Trinidad Jiménez, ha hecho hoy un llamamiento a la calma a Marruecos y al Frente Polisario tras el desalojo por la fuerza del campamento saharaui a las afueras de El Aaiún y les ha invitado a reanudar el diálogo en la ONU para buscar soluciones a esta crisis.

Jiménez, en declaraciones a los periodistas desde Bolivia donde se encuentra de visita oficial, ha asegurado que los tres activistas españoles que estaban acampados 'están bien' y que las informaciones recibidas por las autoridades de Rabat apuntan a que hay cuatro gendarmes marroquíes muertos y numerosos heridos de ambas partes.

El Gobierno de Marruecos por ahora ha confirmado la muerte de dos agentes de las fuerzas del orden durante la operación de desmantelamiento del campamento de protesta saharaui de Gdaim Izik, cerca de El Aaiún, en la que también han resultado heridas al menos 70 personas y en el que se concentraban más de 2.000 saharauis alojados en 7.000 jaimas desde hace casi un mes.

Según Jiménez, existe todavía 'mucha confusión', por lo que ha recomendado ser 'prudentes' y que sea la ONU la que tome las riendas y lidere la búsqueda de una solución, al no ser un asunto que deba tratarse en el ámbito bilateral entre España y Marruecos.

'Es un asunto que debe abordarse en el ámbito de la comunidad internacional. La ONU debería hacer algún tipo de pronunciamiento', ha afirmado.

Jiménez no ha hablado aún con su colega marroquí, Taib Fasi Fihri

La jefa de la diplomacia española ha pedido 'contención y calma' a Marruecos y el Polisario y que celebren 'cuanto antes' las conversaciones informales que tenían previsto reanudar hoy en Nueva York bajo los auspicios de Naciones Unidas.

De este modo, ha añadido, se lograría introducir un 'elemento de diálogo y calma absolutamente imprescindible para que el conflicto no sea mayor' y se busquen 'soluciones estables' para responder a las reivindicaciones de los saharauis de El Aaiún.

Jiménez ha hecho hincapié en que los tres españoles que estaban en el interior del campamento se encuentran en buen estado.

La ministra está en permanente contacto con el embajador de España en el reino alauí, Alberto Navarro, y con las autoridades consulares.

También ha expresado su 'preocupación' por lo ocurrido en las últimas horas en el campamento situado a las afueras de El Aaiún, la capital administrativa del Sahara Occidental.

'La situación es compleja. Hay mucha confusión en torno a los sucesos. La información tan confusa que nos está llegando por las partes y por las autoridades no nos permite en este momento hacer una evaluación', ha insistido.

Jiménez ha apuntado que no ha hablado aún con su colega marroquí, Taib Fasi Fihri, y ha hecho hincapié en que esta crisis no debe verse desde un punto de vista bilateral, sino en el marco de la comunidad internacional.

DISPLAY CONNECTORS, SL.