Público
Público

José Blanco: "Aznar visita Melilla cuando su presencia no ayuda"

El ministro de Fomento considera la visita de Aznar "una muestra de deslealtad al Gobierno de España y a España"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La visita de Aznar a Melilla ha caído mal en el Gobierno. Tan mal como ha expresado el ministro de Fomento, José Blanco, que ha asegurado que 'el problema se va a arreglar, a pesar del Partido Popular, a pesar de Rajoy, a pesar de Pons y a pesar del que faltaba, el señor Aznar'. 

Blanco, que intervenía junto a la vicepresidenta económica primera en la sede del Ministerio de Economía, ha criticado al presidente de FAES porque 'nunca visitó Melilla cuando fue presidente del Gobierno y lo hace ahora cuando su presencia no ayuda. Él lo sabe'.

Al ministro le parece inaudito que 'un ex presidente del Gobierno tenga este comportamiento sin el conocimiento del Gobierno de su país'. Para Blanco esto es 'una muestra de deslealtad al Gobierno de España y a España'.

También ha criticado la visita de Aznar la ministra de Sanidad y Política Social, Trinidad Jiménez, que considera su aparición en la ciudad autónoma como una 'interferencia' que 'no ayuda a que se solucione el problema'. 

'Hay que dejar trabajar al Gobierno', ha asegurado Jiménez, que afirma que el Ejecutivo 'está desde el primer día actuando con serenidad, con solvencia y con cautela para solucionar un problema que debe ser tratado desde el punto de vista diplomático y de orden público'. La ministra está convencida de que el problema 'se va a solucionar'.

Por otro lado, Antonio Hernando, secretario de Ciudades y Política Municipal del PSOE, ha calificado de 'enorme irresponsabilidad' y de 'oportunismo tremendo' la visita de Aznar. Hernando, que ha hablado en RNE, ha insistido en lo dicho por Blanco al asegurar que el ex jefe del Ejecutivo no visitó la ciudad autónoma en sus ocho años como presidente. Por esa razón le ha exigido 'sentido de estado y altura de miras'. 

'Va intentando echar una mano al cuello de no sé sabe quién', ha indicado Hernando, que cree que Aznar 'sabe que él no es la mejor persona para ayudar al Gobierno'. El dirigente socialista ha pedido a los partidos 'trabajar mucho y hablar poco' para así 'evitar estas escaladas verbales que no ayudan en nada'.