Público
Público

El juez decreta prisión incondicional para Ping y otros 10 cabecillas de la trama "Emperador"

Entre los enviados este sábado a la cárcel están la esposa de Ping, su lugarteniente y el abogado madrileño José Luis Cuervo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu decretó este sábado, a petición de la Fiscalía Anticorrupción, prisión incondiconal para Gao Ping, presunto cabecilla de la organización china dedicada al contrabando, el blanqueo de dinero y la extorsión desarticulada esta semana en Madrid, según informaron fuentes jurídicas.

La misma medida ha decretado el magistrado para la mujer de Ping Lizhen Yang, el presunto responsable del aparato de extorsión de la trama, Hai Bo, y el abogado José Luis Cuervo, que cuenta con un bufete en la calle Serrano de Madrid. Asimismo, ha mandado a prisión incondicional a los otros siete detenidos, casi todos de nacionalidad china y a los que también se relaciona con la cúpula de la organización, que fueron puestos a disposición judicial este sábado. 

En total, once personas, que siguieron la estrategia calcada de negarse a declarar ante el juez, y para todos los cuales la Fiscalía pidió prisión incondicional.

Desde el pasado jueves, cuando empezó el 'desfile' de arrestados ante la Audiencia Nacional, 82 detenidos han comparcido ante el juez, que he decretado prisión incondicional para 47, ha dictado prisiones eludibles con el pago de fianzas económicas (que han oscilado entre los 6.000 y los 100.000 euros) para otros 23, y ha dejado en libertad a 12. 

Entre los detenidos a los que se ha impuesto fianza figuran los hermanos Pedro y Patxi Garmendia, en ambos casos de 25.000 euros. El segundo de ellos es propietario del grupo Altube, que es líder en la cría de perdices, con 2,5 millones al año. Una de sus empresas, Agrocinegética Modelo, lleva desde 1999 la gestión cinegética del coto de La Encomienda de Mudela, una finca de Ciudad Real donde suele cazar perdices el Rey, amigo de Garmendia, según contaba el diario 'El País'.

La misma fianza de 25.000 millones fue acordada para María José Jordá, hermana del actor porno Nacho Vidal, que quedó en libertad aunque sigue imputado por delito de blanqueo, como su familiar. Libre también quedaron el concejal socialista de Fuenlabrada José Borrás, aunque imputado en cohecho, tráfico de influencias y malversación, y una funcionaria de la Subdelegación del Gobierno en Zamora experta en extranjería.

Estos diez arrestados se han negado a declarar ante el juez de la Audiencia Nacional que lleva el caso, Fernando Andreu, que decidirá este sábado sobre su situacion personal a la vista de lo solicitado por la Fiscalía.

La semana que viene proseguirán las citaciones con el interrogatorio, entre otros, del inspector de Policía Nacional Miguel Ángel Gómez Gordo, que trabajaba en la Brigada Provincial de Extranjería de Madrid, y del sargento de la Guardia Civil que también ha sido arrestado en la operación. Ambos fueron puestos en libertad tras declarar ante la Policía, pero continúan imputados en la causa.

Las declaraciones de todos los detenidos hasta ahora han durado 41 horas ininterrumpidas desde el pasado jueves.

A los detenidos se les imputan, indiciariamente, los delitos de integración en organización criminal y blanqueo de capitales, además de otros que pueden variar en función del papel que cumplieran en la trama. Se les acusa de lavar entre 200 y 300 millones de euros al año durante los dos últimos ejercicios.

Según la investigación, la trama contaba con tres métodos para blanquear capitales: sacaban el dinero en bolsas de plástico por tren o carretera, realizaban transferencias de capitales a agencias que ellos mismos creaban y una tercera, utilizada por los españoles, que consistía en ingresar el dinero en cuentas en bancos chinos o paraísos fiscales y recibir su importe en metálico.

La causa judicial sigue bajo secreto. Fuentes jurídicas destacan el trabajo de una decena de funcionarios que han coordinado desde el Juzgado Central de Instrucción número 4 de la Audiencia el trabajo de estos días, organizando hasta 53 registros en 48 horas.

Ocho perros de la Policía Nacional han tenido un papel esencial durante los registros en 13 viviendas y locales del Polígono de Cobo Calleja, Villaverde, Majadahonda, donde se hallaron un total 9,5 millones de euros. Como muestra de su eficacia, los perro lograron marcar en menos de dos minutos el dinero escondido en el interior de una impresora, en un bidé o en el interior de una caja fuerte disimulada entre cajas.

Según ha informado la Policía Nacional en un comunicado, los perros entrenados por los guías caninos del Cuerpo desempeñaron un papel crucial en la operación Emperador, al detectar dinero negro oculto en lugares insospechados. En el operativo realizado en Madrid en el marco de esta operación han participado 500 agentes, entre ellos ocho guías caninos junto a sus respectivos perros.