Público
Público

Un laboratorio para identificar cuerpos exhumados en toda España

La Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica abre una instalación en El Bierz (León)

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica (ARMH) ha puesto en marcha en Ponferrada, en la comarca del Bierzo (León), un laboratorio para identificar los cuerpos exhumados de las fosas comunes en las que yacen víctimas de la represión franquista.

El laboratorio está instalado en dependencias del campus universitario del Bierzo, cedidas a la ARMH por la Universidad de León.

El vicepresidente del colectivo, Santiago Macías, ha explicado que en estas instalaciones están haciendo 'todo el trabajo forense con los restos que hemos sacado este año y el anterior en fosas del Bierzo y de otros lugares del país'.

Macías ha precisado que se trata del lugar 'donde se inicia todo el proceso, donde nos llega la información por parte de los familiares, se procesa, se investiga en fuentes documentales y donde más adelante ya se determina en qué lugares vamos a trabajar'.

Además, en el laboratorio trabajan los médicos forenses que de forma voluntaria analizan los restos recuperados de las fosas para proceder a la identificación.

En el laboratorio de Ponferrada están ahora mismo los restos de 80 víctimas

En el laboratorio de Ponferrada están ahora mismo los restos de 80 víctimas de la represión, la mitad de los cuales han sido ya identificados para entregarlos a las respectivas familias.

Macías ha apuntado que en el laboratorio se está trabajando en identificaciones de víctimas procedentes de Pontevedra, Zaragoza, Burgos, Castilla-La Mancha, Extremadura o Andalucía, entre otros lugares de procedencia.

El vicepresidente de la ARMH ha detallado que a la hora de afrontar las identificaciones 'lo más complicado es la investigación antes de la exhumación'.

'Hoy, además -ha referido- es un buen día para decirlo con lo que ha pasado en Granada', en referencia a la conclusión sin éxito de los trabajos para localizar el enterramiento del poeta Federico García Lorca.

Al respecto, ha opinado que 'supuestamente grandes especialistas, no se sabe bien de qué, han estado dos meses allí y no han conseguido hacer nada'.

A su juicio, 'eso seguramente carece de una investigación previa seria, se ha tomado en cuenta un monolito que hay puesto en un parque determinado, pero no había ninguna certeza de que pudiera estar ahí'.

Macías ha añadido que 'habrá que seguir buscando hasta que les encuentren', lo que le refuerza en su opinión de que 'esa es la parte más difícil del proceso', ya que 'si la fosa hubiese aparecido, identificar los restos de Federico García Lorca y sus compañeros, lo digo por lo que conocemos de todo este tiempo, quizá no es lo más difícil'.

Uno de los forenses que trabajan estos días en el laboratorio de la ARMH, José Luis Prieto, ha explicado que 'a partir del estudio del esqueleto y de los dientes' tratan 'de reconstruir el perfil biológico de esa persona, fundamentalmente sus características físicas' para luego compararlas con la información que se tiene de las víctimas.

'El problema fundamental que tenemos en estos casos es que contamos generalmente con muy pocos datos biológicos de esas personas desaparecidas', ha afirmado.

Para completar la identificación se utilizan otros factores, como los datos históricos que se hayan podido recuperar, testimonios de testigos o los objetos que hayan aparecido en la fosa junto a los cuerpos.