Público
Público

Liberado el buque secuestrado en Togo con cinco marineros españoles

El barco, con bandera chipriota, fue abordado hace diez días. Uno de los 23 tripulantes está herido, aunque no de gravedad

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los tres tripulantes gallegos del buque 'Matheos I', liberados este sábado tras permanecer secuestrados desde el 14 de septiembre, podrían llegar a España 'el martes o miércoles' de la próxima semana.

Así lo indicó José Antonio Aguín, padre de Damián Aguín, segundo oficial del buque y uno de los tres tripulantes gallegos a bordo del petrolero. 'Esta mañana me llamaron de la compañía y me dijeron que hacia media hora que los piratas habían liberado el barco y que todos los tripulantes están bien, lo que supuso una gran alegría', aseguró Jose Antonio Aguín.

El Mattheos I, de bandera chipriota, fue secuestrado frente a la costa de Togo la madrugada del miércoles 14 de septiembre con 23 tripulantes a bordo cuando trasvasaba gasoil a un barco noruego. El buque, de 183 metros de largo, zarpó desde Rotterdam (Países Bajos) en agosto rumbo al puerto de Lomé, la capital de Togo, y no llevaba vigilantes privados porque Chipre, donde está registrado el barco, no permite embarcar armamento.

Esta liberación también ha sido confirmada por la portavoz de la empresa propietaria Consultores de Navegación, Sheena Campbell, quien ha relatado que la puesta en libertad del buque se produjo sobre las 10:00 horas y que todos los tripulantes se encuentran bien, menos uno -no español-, que está herido, aunque no de gravedad.

Uno de los marineros -no español- está herido leve

Asimismo, José Antonio Aguín, el padre de uno de los tripulantes españoles, Damián Aguín, ha confirmado que la empresa les ha comunicado esta mañana la liberación y precisado que no se produjo 'ningún incidente' a bordo.

En el momento de la puesta en libertad, el barco se encontraba a unas 200 millas al sureste de Lomé. 'Estamos muy contentos y aliviados', ha indicado la portavoz de la empresa propietaria del petrolero, quien ha constatado que fue el capitán quien avisó a la compañía de que toda la tripulación había sido liberada. Según ha relatado, el herido fue agredido en el momento del asalto por los piratas, que le propinaron un golpe en la clavícula que puede tener fisurada.

Los piratas se han llevado 7.500 toneladas métricas de gasoil 

Campbell ha insistido en que no ha habido petición de rescate y que, tal y como ellos apuntaban desde el principio, no se trataba de un secuestro con solicitud de dinero sino de un robo. De hecho, ha continuado, los pitadas se han llevado 7.500 toneladas métricas de gasoil de un total de 46.000 toneladas.

Ahora, el barco ha puesto rumbo a un puerto en la costa africana, que no ha sido comunicado aún a la familia. La empresa no ha precisado si la tripulación va a seguir en el buque o va a volver a casa. En el caso de que regresen, los marineros no llegarán a sus respectivos destinos hasta el martes o el miércoles porque el traslado al puerto llevará más de un día.

José Antonio Aguín ha indicado que aún no ha podido hablar con su hijo y que, de hecho, la empresa ha indicado que la comunicación con el barco es 'difícil'. En cualquier caso, la familia ha manifestado estar 'feliz' y ha indicado que también ellos han sido 'liberados'.