Público
Público

López exige "hechos" a Batasuna para ser legalizada

El lehendakari reconoce que la izquierda abertzale va "en la buena dirección", pero que aún debe "romper con ETA"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El lehendakari, Patxi López, emplazó a la izquierda abertzale ilegalizada a demostrar con 'hechos' su alejamiento definitivo de la violencia. 'Ya nos han dicho muchas cosas muchas veces, y nunca se han cumplido', afirmó.

López envió este mensaje a la antigua Batasuna durante el comité nacional del Partido Socialista de Euskadi (PSE), reunido en Bilbao para analizar la situación política y abordar el calendario para las elecciones municipales y forales de 2011, entre otros asuntos.

El lehendakari quiso fijar con esa declaración su postura en un momento en que se espera, por un lado, que ETA anuncie un alto el fuego unilateral, permanente y verificable, y, por otro, que la izquierda abertzale presente en enero los estatutos de un nuevo partido. Según adelantó hace tres semanas, la formación cumplirá la Ley de Partidos y rechazará 'la violencia o la amenaza de su utilización para el logro de objetivos políticos'.

El lehendakari reconoció por ello que la izquierda abertzale 'se mueve en la buena dirección', pero, a su juicio, aún tiene un 'camino por recorrer: Dicen que la violencia, la extorsión y la kale borroka son incompatibles con sus planteamientos, y que van a cumplir todos los requisitos que marca la legalidad. Ojalá lo hagan cuanto antes y con todas las consecuencias'. Y esto para López significa también romper 'amarras con ETA'.

El lehendakari volvió a instar a los partidos a actuar con unidad

Como hace una semana, el lehendakari volvió a instar a los partidos a actuar con unidad sobre este asunto y a mantener esa exigencia mínima a la izquierda abertzale 'sin dejarnos enredar, sin precipitarnos, sin equivocarnos y, sobre todo, sin cálculos electorales'.

Según fuentes de Lehendakaritza, ese emplazamiento a la unidad está dirigido sobre todo al PNV y al PP. El lehendakari desea un acuerdo con ambas formaciones sobre cómo debe ser el camino hacia el final de la violencia y evitar sobre todo una división. El Ejecutivo vasco teme, por ejemplo, que si el caso del nuevo partido de la izquierda abertzale llegase al Tribunal Supremo, una sentencia de ilegalización o legalización llevara al PNV o al PP a abrir la caja de pandora de las sospechas.

Hoy, el presidente del partido nacionalista en Vizcaya, Andoni Ortuzar, censuraba el 'doble juego' del PSE por situarse 'ante el nuevo escenario sin ser valiente'. 'Por un lado, sabe que el PP lo tiene amarrado y que el PP tiene claro que no hay que moverse con respecto a la izquierda abertzale y, al mismo tiempo, también sabe que los pasos que está dando la izquierda abertzale hay que valorarlos y tomárselos en serio', dijo.

La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, advirtió, por su parte, que el único comunicado de ETA 'válido' es el de su disolución. Por ello, pidió al PSOE 'que no se equivoque' y que no tenga 'ninguna veleidad' si la banda anuncia un alto el fuego verificable.