Público
Público

Meses sin salir y 1.200 euros tirados

Los opositores, desolados tras invertir tiempo y dinero

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

'Llevamos años en crisis, si esto lo hubieran pensado antes, nos habrían ahorrado tiempo y dinero a todos'. Esta es la queja principal de todos los estudiantes que, como Noelia Escribano, estaban preparando las oposiciones a profesor de Primaria antes de que varias comunidades decidieran no convocarlas por recortes de presupuesto.

Noelia tiene 25 años y terminó la carrera de Magisterio en Educación Primaria el pasado mes de septiembre. Aprovechando que en 2011 se convocaban oposiciones, decidió preparar el examen a fondo. Por eso se apuntó a la academia Preparadores de Oposiciones, de Madrid, y se encerró en casa para estudiar: 'Llevo todo este tiempo sin salir; mi novio tiene que venir a cenar a mi casa si quiere verme', lamenta.

Y a las más de seis horas diarias que dedica al temario se une también la cantidad de dinero invertida en su formación. 'Entre los temarios, los cursos y la academia me he gastado unos 1.200 euros', afirma. 'Y tienen que pagármelo mis padres porque si quiero matarme a estudiar, no puedo trabajar', añade.

María Herrera, una de las afectadas en las Islas Canarias, no ha tenido problemas económicos porque es autodidacta, pero dedicarse a estudiar sí ha tenido consecuencias para ella: 'Dejé mi trabajo en enero y rechacé otras ofertas para dedicarme de forma intensiva a la oposición durante los seis meses anteriores al examen '. 'Ahora me he quedado si nada', se queja.

'Esta era la última oportunidad para los que somos especialistas'

María, que estudió Magisterio de Educación Física, denuncia que esta era 'la última oportunidad para los que somos especialistas, porque con el Plan Bolonia ya no habrá especialidades', explica.

Además, ni siquiera confía en que la medida tomada por el Gobierno canario sea un aplazamiento temporal. 'El año que viene son las de Secundaria y nunca se han convocado las dos a la vez. No sabemos cuándo volverán a salir las de Primaria', añade.

'Si no puedo tener un futuro para mí, ¿cómo voy a pensar en tener hijos?'

Lo grave es que, además de haber perdido tiempo y dinero, los opositores también han perdido la esperanza. 'Yo tenía una meta planificada y cuando recibí la noticia me quedé en blanco, perdida...', confiesa Noelia. Pilar Cabrera, que estudia en una academia de Murcia, va más allá: 'Esto ha roto los esquemas de mi vida'.

Pilar, de 31 años, pretendía 'encauzar' su vida personal y familiar cuando aprobara la oposición. 'Estaba decidida a comprarme una casa e incluso a tener niños. Ahora volveré a aplazarlo porque si no puedo tener un futuro para mí, ¿cómo voy a pensar en tenerlo para alguien más?', se pregunta. En el caso de María, que tiene 27 años, su deseo es 'dejar de vivir en un piso compartido'. '¡No quiero vivir como una estudiante eternamente!', exclama.

Después de tanto esfuerzo, no es de extrañar que los opositores se planteen trasladarse a otras regiones donde sí convoquen plazas. 'Yo no puedo irme muy lejos de Murcia, pero si salen en alguna comunidad cercana, lo intentaré', asegura Pilar. María también abandonaría las islas para cumplir su sueño: 'Yo quiero trabajar en educación, sea donde sea, porque estoy preparada, porque es mi vocación y porque hay muchas cosas que hay que cambiar'.

Noelia, en Madrid, aún tiene una puerta abierta porque la presidenta de la Comunidad, Esperanza Aguirre, anunció ayer que finalmente sí convocará la oposición. Pero no aclaró cuándo (junio o julio) ni en qué condiciones se llevará a cabo. Por eso Noelia no se mostró demasiado entusiasmada con la noticia. 'Si al final sacan pocas plazas es como si se estuvieran riendo de nosotros en nuestra propia cara', sentenció.