Público
Público

Miguel Angel Flores declara ante el juez

La Policía le detuvo ayer para evitar su fuga. Los abogados de las víctimas pedirán al juez que decrete su prisión provisional sin fianza

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El promotor de la fiesta de Halloween de este año en la que murieron cinco jóvenes, Miguel Angel Flores, ha sido trasladado en la mañana de este viernes en un furgón policial a los Juzgados de Madrid, en la Plaza de Castilla, tras pasar la noche en calabozos de la Jefatura Superior de Policía.

Flores, detenido ayer ante las sospechas de que podría estar planeando su fuga, comparecerá ante el juez instructor del caso Madrid Arena, que le imputa cinco delitos de homicidio imprudente.

Los abogados de las víctimas de la avalancha han anunado esta mañana que pedirán al juez prisión provisional sin fianza para el empresario Miguel Ángel Flores, propietario de Diviertt.. Así lo ha expresado a los medios de comunicación Abdón Núñez, letrado de la familia de Belén Langdon, una de las víctimas de la tragedia, antes de la celebración de una vista en la que el titular del Juzgado de Instrucción número 51 de Madrid, Eduardo López Palop, tomará una decisión sobre la situación del empresario.

Núñez ha precisado que cuatro de las acusaciones particulares pidieron este jueves al juez que investiga el caso la detención de Flores por riesgo de fuga. Ha explicado que la petición se produjo tras conocerse un vídeo que revela que Flores 'no solo sabía donde estaban las urnas, sino que las estaba ocultando', aunque el Grupo V de la Brigada de Homicidios las localizó en un edificio próximo al recinto el día en que fueron a retirar el precinto del pabellón.

Tras indicar que el recuento de las entradas encontradas en esas urnas demostró que hubo una 'sobreventa', ha solicitado el ingreso en prisión sin fianza del empresario por considerar que se dan las circunstancias de ocultación y posible intento de destrucción de pruebas, junto al riesgo de fuga.

Ha apuntado que está constatado que Flores tiene negocios en Ecuador y Panamá y que sus actividades en España las llevan su padre y sus hermanos, de forma que 'si él se evadiera los negocios seguirían funcionando y generando dinero'.

Por su parte, Felipe Moreno, letrado de la familia de Rocío Oña, ha señalado que el vídeo, aunque 'hay que ver quién lo ha facilitado, muestra a personal de Diviertt, bajo la supervisión de Flores', trasladando las urnas que la policía tardó dieciséis días en localizar. Moreno ha indicado que la ocultación de las entradas, 'que no se dijo dónde estaban' es 'más que suficiente' para determinar la ocultación de pruebas y posibilidad de fuga' de Flores

El magistrado deberá decidir si le envía a prisión incondicional, como quieren algunas acusaciones, o si le impone una fianza. Hasta ayer, jueves, sólo tenía impuesta la medida cautelar de personarse cada quince días a firmar en el Juzgado.  

La orden de detención de Flores fue dictada ayer por el juez de Madrid que instruye la causa, Eduardo López Palop.

El promotor de la empresa Diviertt, organizadora de la fiesta de Halloween en el pabellón Madrid Arena que se saldó con cinco jóvenes muertas, ya declaró el pasado 20 de noviembre como imputado ante el juez.

Aquel día, al término de su testimonio ante el juez,  la Fiscalía no pidió ninguna medida cautelar contra él, pero sí lo hicieron alguna de las acusasiones en nombre de las víctimas, que pidieron prisión eludible con fianza de entre 100.000 y 250.000 euros. Sólo la acusación popular en nombre del sindicato Manos Limpias reclamó su ingreso en prisión incondicional.

El juez López Palop acordó únicamente el 20 de noviembre la medida cautelar de que el promotor se personase quincenalmente en el Juzgado, los días 8 y 22 de cada mes. Sin embargo, este jueves ordenó su detención, al considerar que ahora sí existe riesgo de fuga.

En su declaración, Flores descargó toda la responsabilidad de lo ocurrido en el Ayuntamiento de Madrid, la Policía municipal de la capital y la empresa de seguridad Seguriber, encargada de la vigilancia en el recinto, según explicó entonces Gerardo Viada, abogado de la familia de una de las fallecidas, Katia Esteban Casielles.

El magistrado López Palop investiga las posibles responsabilidades en el suceso ocurrido la madrugada del pasado 1 de noviembre, cuando una avalancha en uno de los pasillos del Madrid Arena provocó la muerte el mismo día de Katia Esteban Casielles, Rocío Oña Pineda y Cristina Arce de la Fuente, de 18 años, y días más tarde de Belén Langdon, de 17, y María Teresa Alonso, de 20, que resultaron heridas muy graves en el suceso.

La última diligencia del caso se practicó el miércoles de esta misma semana, cuando el juez, el fiscal y los abogados de las partes realizaron una inspección ocular del Madrid Arena, donde comprobaron que la cámara del pabellón que debía haber grabado lo sucedido en el pasillo donde ocurrió la tragedia no funcionaba, entre otras irregularidades.