Público
Público

Dos millones de madrileños, sin la mitad de trenes de Metro

Hoy comienza la huelga de tres días convocada por los trabajadores del suburbano

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Unos dos millones de usuarios del Metro de Madrid se verán afectados el lunes por los paros de 24 horas convocados para esta semana en el suburbano por los sindicatos más representativos en Metro de Madrid contra los recortes salariales del Gobierno regional.

La Consejería de Transportes e Infraestructuras de la Comunidad de Madrid ha establecido servicios mínimos del 50% de los trenes que hay en circulación en un día habitual, aunque los sindicatos ya han avisado de que sólo tienen previsto cumplir los del primer día (lunes), que se iniciarán la misma noche del domingo con los conductores que tienen el turno de noche.

Con los servicios mínimos decretados, en hora punta (7.30-10 horas, 14-16 horas y 18-20 horas) los intervalos variarán según la línea. Por ejemplo, a primera hora en la 1 y en la circular está previsto que pasen trenes cada seis minutos; en la 3, cada cinco; y en las líneas 2, 5, 8 y 9, cada ocho minutos.

Cada siete minutos pasarán en hora punta por la mañana en la línea 4 y 10, mientras que la frecuencia será menor (cada 10 minutos) en la línea 7 y cada doce minutos en la línea 11. En la franja horaria de mediodía y tarde, también hora punta, las frecuencias serán más bajas, entre los ocho y doce minutos en todas las líneas.

Los usuarios que peor salen parados son los de la línea 9B (parte de la línea 9 que hace el recorrido de Puerta de Arganda-Arganda del Rey), la de MetroNorte y Metro Ligero. En el caso de MetroSur, las frecuencias serán de 13, 16 y 17 minutos en franja de mañana, mediodía y tarde.

En hora valle, por la mañana, los trenes pasarán cada nueve, diez o doce minutos

En hora valle, por la mañana, los trenes pasarán cada nueve, diez o doce minutos; mientras que por la tarde, a partir de las 20 horas, la frecuencia comienza a disminuir, estando previsto para algunos tramos horarios, periodos de espera de 15, 20 y hasta 38 minutos (a final del día).

Durante los días de huelga se han previsto además refuerzos en Cercanías Renfe que complementan la oferta de Metro, sobre todo, en el tramo Atocha Renfe-Chamartín y en el resto de las líneas de Cercanías coincidentes con la Red de Metro. En el caso de los autobuses de la Empresa Municipal de Transportes (EMT), está previsto que, en caso de estimarse necesario, se prolongue la dotación de autobuses programada para los periodos punta.

La huelga está convocada por los representantes de los trabajadores (Sindicato de Conductores, CC.OO., UGT, Solidaridad Obrera, Sindicato Libre y Sindicato de Estaciones) en contra de los recortes salariales del 5% que el Gobierno regional ha establecido para los funcionarios y los empleados de las empresas públicas madrileñas, entre los que destacan los de la compañía de Metro.

Los trabajadores están tan convencidos de que tienen las de ganar que aseguran que van a llegar hasta el final, y que si a día 30 de junio, es decir, este miércoles, las cosas siguen igual, no descartan huelga indefinida a partir del 1 de julio, aunque de momento se desconoce cómo se llevarían a cabo estos paros.

El lunes por la tarde la Asamblea de Madrid aprobará estas medidas gracias a la mayoría del Grupo Parlamentario Popular aunque fue el pasado viernes cuando la Comisión de Presupuestos dio luz verde al texto de la Ley de Medidas Urgentes que recoge las modificaciones de los presupuestos de 2010.

El consejero de Transportes, José Ignacio Echeverría, ha estado haciendo un llamamiento al 'sentido común' de los trabajadores y les ha invitado a sentarse para llegar a un acuerdo, pero también les ha advertido de que si no cumplen los servicios mínimos, se pueden encontrar con un 'problema muy gordo'.

El portavoz del Comité de Huelga y secretario general del Sindicato de Conductores, Vicente Rodríguez, señaló que la reivindicación sigue siendo la misma: que se respete el convenio colectivo firmado el pasado año y que este recorte no se les aplique 'porque no son funcionarios'.