Publicado: 15.07.2014 12:22 |Actualizado: 15.07.2014 12:22

Mohamed VI no repara en gastos para agasajar a los reyes españoles

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Los recién proclamados reyes siguen con su gira de presentación y su última parada ha sido Marruecos, donde han sido recibidos como auténticos monarcas en un derroche de lujo.

Felipe y Letizia llegaban el pasado 14 de julio al aeropuerto internacional de Rabat donde el mismísimo Rey Mohammed VI, junto a su esposa Lalla Salma y su hijo el Príncipe heredero Moulay Hassan y las hermanas del Rey les esperaban a pie de pista.

Una vez ya en suelo marroquí, los Reyes recorrían las calles de Rabat hasta dirigirse a la Plaza del Méchouar, donde se encuentra el Palacio Real, y donde se celebró la ceremonia de bienvenida que consistió en la interpretación de los himnos nacionales con 21 salvas de ordenanza, revista a las tropas y la presentación de las delegaciones oficiales.

Una vez en ya en palacio, el Rey Mohammed VI les recibía en el Salón del Trono y donde el mismo monarca les entregaba a Felipe y Letizia el Collar Wissam Al Mohammadi, la más alta distinción que concede el Reino de Marruecos.

Pero los recibimientos no acabarían ahí. Por la noche, el Rey Mohammed VI y su mujer celebraban en los Jardines del Palacio Real una cena en honor a los nuevos monarcas españoles. Con platos tradicionales deleitaban a Felipe y Letizia con el "desayuno" en el mes del Ramadán, el 'iftar'. A la cena oficial acudieron cientos de invitados entre los que estaban la princesa Kalina de Bugaria y su marido, Kitín Muñoz, además de la Familia Real marroquí al completo, y que sirvió a los Reyes españoles para vivir de primera mano toda una experiencia gastronómica y cultural.

La gira de presentación que Felipe y Letizia está haciendo por los países vecinos concluirá el próximo 22 de julio con su visita en Francia.