Público
Público

Montilla marca distancias con ERC y PP

El PSC promete políticas de izquierda y se conjura contra el soberanismo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

A pesar de haber sido la principal formación del Tripartito, el PSC afronta esta campaña sin nada que perder y todo por ganar. Las encuestas dejan claro que los socialistas catalanes tienen problemas para movilizar a sus electores y que el gran favorito del 28-N es Artur Mas, el líder de CiU. Pero quedan 15 días de intensa campaña en la que los socialistas, con un discurso social contra la crisis y alejado del independentismo, lucharán para intentar darle la vuelta a todas las encuestas.

Anoche, José Montilla anunció en Montjuïc los cinco grandes compromisos que le tienen que ayudar en esta difícil remontada y lo hizo como si se tratara de los cinco mandamientos: 'No pactaré con el PP en ninguna circunstancia, ni un paso atrás en políticas sociales. Defenderé el Estatut, todo el Estatut y nada más que el Estatut. No convocaré, promoveré o toleraré un referéndum ilegal e inconstitucional sobre la independencia. Lideraré la lucha contra la crisis con reformas necesarias para garantizar la recuperación económica. Haré un Gobierno socialista, de izquierdas, progresista y catalanista'. El tono solemne de sus compromisos no es trivial. Montilla quiere transmitir al electorado que se trata de promesas innegociables.

El candidato estuvo toda la mañana en Madrid. Empezó el día con una entrevista con Ana Rosa Quintana en Telecinco y continuó con un almuerzo-coloquio en el Club Siglo XXI. Allí Montilla se preguntó por qué los presidentes Esperanza Aguirre y Francisco Camps no aplican el contrato de integración de inmigrantes que el miércoles propuso la candidata conservadora, Alicia Sánchez-Camacho, si se trata de 'una pócima mágica'.

La iniciativa del PP es repatriar a los inmigrantes que estén durante un determinado tiempo sin trabajo. Esta idea, que ayer rechazó con firmeza el president es 'irreal, populista, demagoga, xenófoba y aprovecha las bajas pasiones', ya la propuso Mariano Rajoy hace dos años.

El titular de Trabajo e Inmigración, Valeriano Gómez, también atizó ayer a Camacho. La forma más sencilla de hacer justicia es, insistió, 'cumplir la ley'. Para el ministro, los inmigrantes, como los autóctonos, deben trabajar, cotizar y recibir las prestaciones por desempleo 'sin que nadie les moleste'.

Montilla se despidió ayer de Madrid como president antes del 28-N respaldado por cuatro ministros y el vicepresidente tercero, Manuel Chaves. No negó la 'mala imagen' de su Govern 'Cuando el río suena...', resopló, no escondió los malos sondeos ni quiso 'renegar de lo hecho' con ERC e ICV. Ahora su meta es 'combatir el escepticismo' para poner 'un punto y aparte' al 'pasado' que simboliza el Tripartito e intentar 'gobernar en solitario' o con pactos puntuales. Y sin renuncias a su programa: 'No voy a subastar la Presidencia ni a mantenerme en el poder' a toda costa.

DISPLAY CONNECTORS, SL.