Público
Público

Las muertes por violencia de género ya superan las de 2009

Un crimen anoche en Getafe eleva a 56 el número de víctimas por la lacra machista. Tan sólo el 13% de las mujeres asesinadas este año había presentado denuncia por malos tratos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Anoche, otra mujer fue asesinada con arma blanca en Getafe (Madrid), presumiblemente a manos de su compañero, al que nunca había denunciado por violencia de género. Su presunto agresor se suicidó. Ambos eran españoles de 47 y 50 años. Con esta muerte han saltado las estadísticas. Las 56 víctimas mortales de violencia de género computadas hasta ahora superan las 55 que fallecieron por la misma causa en 2009.

Pocas horas antes de conocerse el crimen de Getafe, trascendió otro ocurrido el pasado miércoles por la noche. Fue en Benejúzar (Alicante), de un disparo en la sien. Era una mujer de 49 años, asesinada por su marido, de 54 y con antecedentes penales. Después de matarla, también se suicidó. Los cadáveres fueron localizados sobre las nueve de la noche por una de las hijas del matrimonio en la vivienda familiar. Ella tampoco había presentado denuncia previa contra su asesino por malos tratos.

El perfil es el de una mujer mayor de 30 años que convivía con el agresor

La ministra de Igualdad, Bibiana Aído, insistió ayer en la importancia de denunciar los casos de violencia de género para que se active el sistema de protección a las víctimas. El motivo es que, de las 55 mujeres muertas durante 2009, sólo 13 habían denunciado las agresiones. Nueve tenían órdenes de protección en vigor, según las cifras del ministerio.

'Quiero insistir en el mensaje a las víctimas de que denuncien, que si no somos conscientes de la violencia, el sistema de protección no puede actuar, no puede comenzar a funcionar', advirtió ayer Aído. La subdelegada del Gobierno en Alicante, Encarna Llinares, se sumó a la condena y reclamó la necesidad de que 'toda la sociedad se implique en la lucha contra el terrorismo machista'.

Nueve de las fallecidas tenían medidas de protección en vigor

El perfil mayoritario de las víctimas de este año es el de una mujer mayor de 30 años, que convivía con su agresor y que no había presentado ningún tipo de denuncia sobre maltrato.

Este es el retrato de 2009, pero el de 2008 era distinto: la mayoría de las muertas no vivía con su agresor y era más joven. Por eso, porque cada año las circunstancias de la violencia machista cambian, Miguel Lorente, delegado del Gobierno para la Violencia de Género, incide en que las claves tienen que ser 'la prevención, la concienciación y la respuesta profesional'. 'La violencia de género es un problema complejo, que no está tasado. Por eso hay que hacer tanto hincapié en la conciencia crítica, en que es inadmisible que sigan ocurriendo estos crímenes', afirma Lorente.

El hecho de que en 2010 las víctimas sean mujeres de más edad y con años de convivencia con la pareja puede ser una señal de que hay una relajación en cuanto a la percepción del riesgo. 'Por eso no denuncian ni se pueden aplicar las órdenes de alejamiento. Es importante no bajar la guardia para poder implementar las medidas pertinentes', agregó.

Lorente incide en el daño que ha hecho la polémica de las denuncias falsas

El problema está precisamente en que esa relajación ha hecho descender el número de denuncias presentadas por malos tratos. En el primer trimestre de 2010 bajaron un 2,7% respecto al mismo periodo de 2009. Igualdad pone el énfasis en el daño que ha hecho al ánimo de las mujeres la polémica con las denuncias falsas, que se ha demostrado además que no llegan ni al 1%. 'Las víctimas piensan que nadie las va a creer si cuentan lo que les está pasando, que el agresor se puede enfadar', afirma Lorente.

El ministerio de Igualdad señala además que no hay ninguna relación entre el aumento de muertes con la crisis económica. 'Tan sólo en dos de los casos los asesinos eran demandantes de empleo. La crisis no es un motivo, es igual que decir que los crímenes de verano se deben al calor', aseguró Lorente.

Igualdad desvincula la crisis con el aumento de muertes

Dentro de la negatividad, Igualdad señala que las 56 muertes están por debajo de la media de fallecimientos por violencia de género de 2003 a 2009. Y recalcan que en enero de este año y noviembre del pasado no hubo asesinatos.

En el día en que la estadística dio un buen revolcón a las políticas contra la violencia de género, el PP aprovechó el momento para denunciar que es 'evidente' que 'algo falla', según señaló Sandra Moneo, portavoz de su partido en la Comisión de Igualdad. Moneo criticó también que, de los 5.000 brazaletes GPS disponibles para maltratadores, tan sólo haya en la actualidad activados 500.

El grupo parlamentario del PP pidió además la comparecencia urgente de Aído en el Congreso de los Diputados para que explique por qué las mujeres maltratadas denuncian menos y por qué 'están fallando' los instrumentos de protección. Igualdad contestó criticando el hecho de que los conservadores 'traten de hacer un uso partidista' de las víctimas de violencia machista y señalando que es 'demagógico' utilizar como único indicador para estudiar la realidad el número de víctimas. El ministerio reiteró además la disposición de Aído para comparecer ante la Cámara Baja.

Las asociaciones feministas alertaron del aumento de las cifras e hicieron hincapié en la importancia de que el agresor no salga impune y de la necesidad de aplicar más brazaletes a los maltratadores, una medida que depende de una decisión judicial. 'Es una vergüenza que haya jueces que interrogan a las mujeres como si fuesen ellas las culpables y que no den credibilidad a sus versiones', señaló Ana María Pérez del Campo, presidenta de la Federación de Asociaciones de Mujeres Separadas y Divorciadas.

Del Campo también resaltó que la mayoría de las sentencias condenatorias conllevan penas menores de tres años, el mínimo para entrar en prisión. Del Campo quiso recordar a las otras víctimas: los niños. Cuatro menores han muerto este año por circunstancias relativas a la lacra machista.

Teléfono para la violencia de género 016

3 de cada 4 en todo el mundo

Tres de cada cuatro mujeres en el mundo han sufrido o sufrirán alguna vez en su vida malos tratos, según datos de Unifem, la agencia de mujeres de Naciones Unidas.

5.000 muertes por honor

Unas 5.000 mujeres mueren al año asesinadas en todo el mundo por el honor de sus familias. También hay otras víctimas de la lacra machista que sufren una violencia que no deja huella física, pero sí psicológica: la de las humillaciones verbales y las vejaciones.

19 años de cárcel

Los asesinos machistas cumplen más de 19 años de cárcel y deben pagar una media de 262.00 euros de indemnización, según datos del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ).