Público
Público

Muñoz Molina: "No se puede usar el pasado como hace Zapatero"

"No se hace otra cosa que hablar de Guerra Civil y de toros, y así no se afrontan los problemas reales de un país que tiene un 20% de paro y un 30% de fracaso escolar"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El escritor Antonio Muñoz Molina cree que 'no se puede volver atrás y usar el pasado como lo hace Zapatero'. Así lo ha dicho en una entrevista que publica este martes el diario italiano Corriere della Sera.

'Parece que aquí no se hace otra cosa que hablar de Guerra Civil y de toros, claro. Y así no se afrontan los problemas reales de un país que tiene un 20% de paro y un 30% de fracaso escolar', lamenta Muñoz Molina.

Según el escritor, 'no se puede hablar de Guerra Civil' como si los españoles 'estuviésemos divididos como entonces', ya que ha transcurrido 'demasiado tiempo' y ello no corresponde, afirma, 'ni a los políticos, ni a los jueces, sino a los historiadores'. Para el escritor e historiador andaluz, 'la historia tiene que ver con el pasado' y, en su opinión, los españoles necesitan hacer un pacto con el recuerdo.

'La España de 1936 era rural y analfabeta y estaba aislada económicamente. La de hoy no tiene nada que ver con la de entonces. Es una obviedad que no podemos olvidar. Si nos referimos continuamente al pasado no entendemos el presente', alertó el autor de La noche de los tiempos, su última novela, con la que viajó a los últimos meses de la Segunda República, la Guerra Civil y el exilio.

'Se habla del pasado, pero no se conoce casi nada, sólo versiones partidistas'

Después de más de dos décadas reflexionando sobre la Guerra Civil y la posguerra española, Muñoz Molina alzó su voz contra 'la moda' de la Memoria Histórica y publicó esas páginas para reivindicar un pacto sobre lo ocurrido en la guerra.

'Cuando escribí el primer libro sobre la Guerra Civil, los críticos me decían: ¿Por qué te ocupas de esto? No es que no se pudiera escribir sobre ello, es que, simplemente, no estaba de moda', recuerda Muñoz Molina, quien lamenta que el tema se haya convertido 'en una moda política'.

El escritor afirmó que 'hoy en día, los políticos e intelectuales se niegan a aceptar su propia historia al completo y no quieren ver los errores cometidos por su propio bando'. Y sostiene que en España hay una paradoja: 'Se habla obsesivamente del pasado, pero no se conoce casi nada, sólo versiones partidistas'. 'Aunque los historiadores hayan hecho bien su trabajo', reflexiona, 'aún hoy no se es capaz de tener una visión de conjunto'.

Sin ningún libro en gestación, porque no tiene 'la ansiedad de escribir un libro al año', Muñoz Molina mira ahora hacia el futuro con ganas de 'que lleguen los nuevos escritores, hijos de inmigrantes, que nos cuenten la nueva España mestiza'.

'Será muy interesante leer novelas de alguien que es mitad marroquí y mitad español, chino y español, senegalés y español. La mirada del hijo del inmigrante es muy rica, porque es doble: mira hacia el mundo de sus padres, a las raíces, y al mundo nuevo al que pertenece. En ambos mundos se siente en casa y extranjero', argumentó. Y es que, según el escritor, esas son 'las dos experiencias fundamentales para escribir: conocer muy bien algo y al mismo tiempo verlo un poco desde fuera'.