Público
Público

La nueva portavoz del Consell reivindica su pasado al frente de Canal 9

La oposición la calificó de 'comisaria política' por su labor como directora de la televisión pública

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Lola Johnson, portavoz desde el pasado jueves del Gobierno de Francisco Camps, respondió este viernes a las críticas de la oposición valenciana por su nombramiento. Hasta que se convirtió en consellera el pasado martes, era la directora de Canal 9. El paso de la televisión pública valenciana, a la que los partidos de la oposición acusan de manipulación informativa a favor del PP, al ejecutivo autonómico gobernado por ese mismo partido, ha convertido a Johnson en el blanco de las críticas.

La portavoz obvió este viernes las acusaciones de manipulación informativa y se deshizo en elogios hacia el ente público: 'Sigo pensando que TVV es un patrimonio de todos los valencianos. (...) No tengo más que palabras de agradecimiento y admiración', afirmó, en referencia a sus excompañeros de trabajo. En cuanto a su nueva responsabilidad, afirmó que es una nueva manera de trabajar 'por los valencianos' y agradeció 'enormemente la confianza que ha depositado' en ella el presidente.

En los últimos dos años, el ente público ha recibido numerosas críticas por la escasa e incompleta información que da sobre los escándalos de presunta corrupción que afectan al PP. Por eso, el nombramiento de Johnson levantó ampollas entre la oposición. 'Es remarcable también que Lola Johnson, quien antes ejercía de portavoz del PP en Canal 9, ahora lo vaya a hacer directamente en el Consell. Así se ha ajustado su situación, porque ahora hará la misma función pero donde lo debía hacer', afirmó irónica Mónica Oltra, de Compromís.

Los informativos de la televisión pública, según Josep Moreno, del PSOE, 'han estado en manos de una comisaria política, cuyo mayor mérito ha sido ocultar y manipular los casos de corrupción en los que está implicado su jefe'. 'Camps confía la comunicación de su política a quien no ha tenido vergüenza de aplicar la más burda manipulación partidista en un medio público', opinó Marga Sanz, de IU.

En su primera rueda de prensa como portavoz, este viernes Lola Johnson dio cuenta de los primeros recortes en altos cargos efectuados por el Ejecutivo valenciano. Hasta ahora, Francisco Camps ha prescindido de 3 consellerias, 24 altos cargos, 30 asesores y 210 cargos intermedios. Según Johnson, se logrará un ahorro de 14 millones de euros anuales en nóminas. No obstante, esta reducción de personal no alcanza el 30% prometido por el presidente valenciano, de forma que en los próximos días se producirán más recortes, esta vez en las plantillas de empresas públicas y otros órganos.