Público
Público

Los once detenidos en los disturbios del MTV festival declaran ante el juez

60 personas resultaron heridas en unos incidentes que comenzaron cuando un grupo de personas intentó acceder al concierto cuando el aforo ya estaba completo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los once detenidos el pasado viernes por los disturbios en las inmediacones de la explanada del puente del Rey, donde se celebra este fin de semana el festival MTV Beach Madrid, pasarán este domingo a disposición judicial, según ha informado a Europa Press un portavoz de la Jefatura Superior de la Policía.

Este mismo portavoz ha señalado que, de los once detenidos, uno de ellos era menor de edad. Por lo tanto, este domingo se trasladará a los mayores de edad al juzgado de guardia, mientras que el menor pasará a disposición de la Fiscalía de menores.

Hasta 60 personas resultaron este viernes heridas leves en unos disturbios que se expandieron por el paseo de la Florida hasta la glorieta de San Vicente y la estación de Príncipe Pío. Los incidentes comenzaron alrededor de la medianoche del viernes cuando un grupo de jóvenes intentó acceder al festival cuando el aforo ya estaba completo, según constataron varios testigos y un portavoz de Emergencias Madrid.

'Algunos han levantado las vallas, otros se la han saltado, ha habido muchos empujones y luego los enfrentamientos', precisó un testigo. La entrada al festival era libre hasta completar aforo.

La organización del festival hizo público un comunicado en el que afirmaba que 'la noche musical se vio empañada por unos disturbios que se produjeron en el exterior del recinto y que afectaron al normal desarrollo del evento, organizado con el único objetivo de ofrecer una oferta de ocio gratuita'.

'MTV lamenta profundamente los hechos acontecidos y condena cualquier acto de violencia', añadía. La sesión del sábado por la noche se desarrolló sin incidentes. 

Decenas de policías antidisturbios intervinieron para tratar de aplacar los disturbios. Al lanzamiento de botellas proferido por decenas de jóvenes, los agentes respondieron con el disparo de pelotas de goma. Los enfrentamintos no remitieron hasta pasadas las 4.00 de la madrugada.

Los jóvenes también destrozaron varios vehículos estacionados en la zona y prendieron fuego a numerosos contenedores de basura, algunos de los cuales los ubicaron en la calzada a fin de obstaculizar la llegada de los agentes de la Policía local y los antidisturbios.