Público
Público

Ortega Cano niega ante el juez haber conducido ebrio o demasiado rápido

El extorero afirma que el accidente en el que perdió la vida una persona se debió a una "distracción" aunque no aclara si se debió a la somnolencia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El extorero José Ortega Cano se enfrenta a lo que sin duda ha sido su peor faena. Ha llegado poco antes de las 10,00 horas a los juzgados de Sevilla en una silla de ruedas para declarar como imputado por el accidente de tráfico en el que murió el ocupante de un vehículo con el que chocó su todoterreno en Castilblanco de los Arroyos (Sevilla).

Ortega Cano ha declarado ante el juez que el día del siniestro no había ingerido bebidas alcohólicas y que tampoco superó el límite de velocidad establecido.  Tan solo se había mojado los labios con una copa de cava, ha asegurado.

Según ha informado a los periodistas uno de sus abogados al término de su declaración ante el juez, que se ha prolongado por espacio de dos horas, Ortega Cano ha explicado al magistrado que la invasión del carril contrario que provocó el accidente se produjo 'por una distracción', posiblemente por 'un vahído', debido a sus problemas cardiacos, ya que no recuerda ese instante, ha manifestado. El informe oficial detectó en su sangre casi el triple del nivel de alcoholemia autorizado.

El diestro le ha dicho al juez que solo se había mojado los labios con una copa de cava

El también ganadero había llegado esta mañana en un vehículo de alta gama hasta la misma puerta de los juzgados, vestido de traje de chaqueta, y se ha sentado en una silla de ruedas con la que ha entrado en el edificio de los juzgados.

En unas breves declaraciones a los numerosos periodistas que le esperaban ha afirmado que se encuentra bien. Ha asegurado que se encuentra 'un poquito nervioso' y que confía en que 'sea lo que dios quiera y las leyes dictaminen'.

Su comparecencia se produce después de que los informes de la Guardia Civil entregados al juzgado hayan señalado que el extorero invadió el carril contrario por distracción, causada por la ingesta de alcohol. El extorero lo niega.


Ortega Cano al salir de los juzgados. LAURA LEÓN

La 'velocidad de colisión' del todoterreno del extorero era de 125 kilómetros por hora, mientras que el vehículo contrario, cuyo conductor falleció en el choque, circulaba a 50 kilómetros/hora en una vía limitada a 90 kilómetros por hora.
Ortega Cano invadió ebrio el carril contrario por distracción, según los informesEl accidente tuvo lugar el pasado 28 de mayo en una carretera cercana a Castilblanco de los Arroyos (Sevilla) y Ortega Cano estuvo ingresado en un hospital hasta el 12 de julio.

Según la Guardia Civil, el choque se produjo debido a una 'invasión clara del carril contrario' por parte de Ortega Cano, lo que atribuye a una 'distracción o desatención' causada, probablemente, por la influencia de la ingesta previa de bebidas alcohólicas, han precisado las fuentes.

Según los datos que se han ido conociendo del sumario, el análisis de sangre efectuado al extorero por el Instituto Nacional de Toxicología dio un resultado de 1,26 gramos de alcohol cuando el límite máximo es de 0,5 gramos.