Publicado: 20.07.2016 17:16 |Actualizado: 20.07.2016 17:16

Pablo Milanés no quiere que la música se entrometa en política

El músico cubano asegura que conserva los ideales revolucionarios y "no hay moda que los diluya" y manifiesta su preocupación por el éxodo de los refugiados.

Publicidad
Media: 3
Votos: 1
Comentarios:
El cantante Pablo Milanés.

El cantante cubano Pablo Milanés.

FUERTEVENTURA.- El cantautor cubano Pablo Milanés, de 73 años, defiende que conserva "intacto" el espíritu revolucionario que le hizo mundialmente conocido gracias a composiciones comprometidas, pero también considera que "la música no debe intervenir, a estas alturas, en el tema político".

Milanés tiene previstas este mes varias actuaciones en España, entre las que se incluye el concierto que ofrecerá este viernes en el Palacio de Congresos de Fuerteventura. El músico cubano adelanta que será un concierto amplio, en el que interpretará temas "más o menos recientes", incluidos los de su último disco, "Renacimiento" (2013).

Junto a su compatriota Silvio Rodríguez, Pablo Milanés es uno de los referentes de la Nueva Trova, el movimiento musical considerado paradigma de la canción latinoamericana comprometida. Aunque ya han pasado cuarenta años desde los inicios de la Nueva Trova, el cantautor dice que los ideales revolucionarios "se mantienen firmes y no hay moda que los diluya" y que eso se hace "expresándose, cantando y diciendo las cosas necesarias que hay que decir, como siempre".



El padre de temas popularmente conocidos como "Yolanda" y "El amor de mi vida" asegura que un cantautor es "un reflejo de lo que acontece alrededor y no se puede aislar de eso".

Milanés rehúsa en la actualidad hablar de política, de la situación de Cuba y el restablecimiento de relaciones con Estados Unidos, o de su paso a mediados de los sesenta por el campo de trabajo de la Unidad Militar de Ayuda a la Producción, donde unas 40.000 personas estuvieron confinadas en la provincia de Camagüey.

En cambio, no oculta su preocupación por el drama que viven los refugiados que intentan entrar a Europa huyendo de la guerra, la persecución política y el hambre. "Siento un tremendo dolor como persona y me solidarizo con eso", dice, y lamenta que "nadie haya estado en ninguna parte del mundo a la altura de los refugiados". El cantautor cubano cree que los refugiados son hoy "los malnacidos de la Tierra" y considera que con ellos "se está viviendo un momento como jamás se ha vivido en la Humanidad".

Después de un verano de actuaciones, al músico isleño le esperan nuevos proyectos, giras y conciertos, entre ellos, una actuación en noviembre en Madrid con su hija Haydee, que presenta nuevo disco y en el que han colaborado varios compositores de su país.