Público
Público

Encima de parados, estafados

Detenida una pareja que robó a un centenar de desempleados con falsas ofertas de trabajo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Se lucraban con la desesperación de los otros. En una operación conjunta, Policía y Guardia Civil han detenido en Aguadulce (Almería) a Francisco V.A. y María de los Ángeles, A.C., jienenses de 26 y 27 años de edad, acusados de estafar a cerca de un centenar de desempleados a los que ofrecían falsas ofertas de trabajo. De esa manera, los ahora arrestados conseguían los datos personales y bancarios de sus víctimas y contrataban a su nombre servicios de banca electrónica y solicitaban tarjetas de crédito, que luego utilizaban para realizar compras fraudulentas en comercios y extraer dinero en metálico de cajeros. A una de las víctimas le llegaron a sustraer 2.500 euros.

La Operación, denominada ‘Peonada-Sandra', se inició el pasado mes de mayo, cuando parados de Almería, Granada, Jaén y Murcia denunciaron que tras responder a una oferta de trabajo relacionada con la construcción, sus cuentas habían sido saqueadas. La investigación permitió conocer que la pareja ahora detenido colocaban anuncios en la vía pública en la que ofrecían suculentas ofertas de trabajo supuestamente realizadas por importantes empresas nacionales en el sector de la construcción.

Tras un primer contacto de la víctima con los falsos empresarios, que le planteaban la atractiva oferta de trabajo, éstos solicitaban a los parados sus datos personales, curriculum vitae, DNI y número de cuenta corriente, para agilizar la formalización de los contratos. Sin embargo, el destino final de estos datos era otros.

A partir de ese momento, los estafadores suplantaban la identidad de las víctimas y se daban de alta en los servicios de banca electrónica con las cuentas corrientes de los parados, a la vez que solicitaban numerosas tarjetas de crédito con cargo a éstas, con las que realizaban compras en comercio y extraían efectivo en cajeros automáticos una vez recibidas a un apartado de correos creado por ellos.

Además, los dos detenidos también formalizaban, de nuevo con cargo a las cuentas bancarias de los desempleados, líneas de telefonía móvil con lo que obtenían terminales de última generación que después vendían.

La pareja adoptaba importantes medidas de seguridad, como constantes cambios de domicilio y de número de teléfono, lo que dificultó su localización por parte de Policía y Guardia Civil. Finalmente, ambos fueron localizados en el municipio almeriense de Aguadulce, donde fueron detenidos el pasado 30 de junio.

En el registro realizado en dicho domicilio, los agentes se incautaron de numerosos expedientes donde la pareja guardaba de modo ordenado los curriculum vitae de los parados estafados, así como las tarjetas que iban solicitando a su nombre y las cantidades que les estafaban.