Publicado: 22.10.2015 18:18 |Actualizado: 22.10.2015 18:18

El juez Pedraz imputa dos nuevos delitos de corrupción a los cuatro hijos de Pujol en una pieza secreta

La Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía Nacional encontró irregularidades en el pago de 100.000 euros por parte del empresario José Manuel Sola a los cuatro hermanos Pujol, sin que haya ningún negocio que justifique ese dinero.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Oleguer Pujol Ferrusola, hijo del expresidente de catalán Jordi Pujol. EFE, Toni Garriga

Oleguer Pujol Ferrusola, hijo del expresidente de catalán Jordi Pujol. EFE, Toni Garriga

MADRID.- El juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz, que investiga los negocios irregulares de Oleguer Pujol, atribuye a este y a tres de sus hermanos -Jordi, Josep y Pere- delitos de tráfico de influencias y falsedad documental por unos pagos sospechosos que les hizo el empresario José Manuel Sola.

El juez investiga estos pagos supuestamente ilícitos dentro de una pieza secreta que ha formado dentro de la causa en la que indaga siete operaciones inmobiliarias millonarias realizadas por sociedades vinculadas a Oleguer Pujol, hijo menor del expresidente catalán.



Abrió esta pieza secreta a petición de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía Nacional, que encontró irregularidades en el pago de 100.000 euros por parte de Sola a los cuatro hermanos Pujol sin que haya ningún negocio que justifique ese dinero, por lo que se sospecha que el dinero podría responder a comisiones.

El juez Pedraz está intentando averiguar de dónde proceden los fondos usados por Oleguer Pujol en varias operaciones inmobiliarias, así como el origen del dinero de su socio Luis Iglesias -yerno de Eduardo Zaplana-, aunque en el caso de este último los investigadores se decantan únicamente por la posible comisión de delitos fiscales.

En vista de los pagos por parte de Sola a los hermanos Pujol, la UDEF requirió al juez que practicara una serie de diligencias, aunque le reclamó que lo hiciera bajo secreto, una propuesta que apoyó la Fiscalía Anticorrupción y que ahora el juez ha acogido en un auto.

En la Audiencia Nacional, el juez José de la Mata ya instruye un caso relacionado con el origen de la fortuna de Jordi Pujol hijo y está pendiente de que una jueza de Barcelona decida si enviarle la causa que investiga sobre el matrimonio Pujol Ferrusola y tres de sus hijos -Marta, Mireia y Pere-, tal y como le ha solicitado la Fiscalía.

Según han indicado las mismas fuentes, ahora que el juez Pedraz ha encontrado conexiones entre los negocios de Oleguer y los de su hermano Jordi, lo más probable es que su causa acabe siendo investigada por el juzgado de De la Mata, de manera que este magistrado instruya en una causa todas las actuaciones presuntamente ilícitas de la familia Pujol.

Pedraz suspendió este verano la citación de Oleguer Pujol en espera de varios informes pendientes, después de que en octubre del año pasado se practicaran registros en su domicilio y en las sedes de las empresas investigadas en este procedimiento, abierto a raíz de una querella de Guanyem Barcelona y Podemos.

El magistrado investiga siete operaciones inmobiliarias sospechosas realizadas por sociedades vinculadas al hijo de Jordi Pujol, algunas mediante la empresa Drago Capital.

A través de Drago y de sociedades creadas ex profeso para algunas operaciones, Oleguer Pujol y sus socios gestionaron activos como edificios comerciales, terrenos en Melilla, viviendas, centros turísticos y hoteles, 1.152 oficinas del Banco Santander y tres sedes del grupo Prisa.