Público
Público

'Pepote': Urdangarin pactó con Matas los negocios de Nóos

El exdirector general de Deportes de Baleares declara que el duque de Palma acordó directamente con el expresidente del Govern negocios en Balears por valor de tres millones de euros

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El exdirector general de Deportes de Baleares José Luis Pepote Ballester ha reiterado ante el juez que Iñaki Urdangarin acordó directamente con el expresidente del Govern Jaume Matas los negocios por valor de casi 3 millones de euros que el Instituto Nóos realizó en las Islas de 2004 a 2007.

Ballester, que ha declarado durante cuatro horas y media ante el juez José Castro, instructor de la pieza relativa al esposo de la infanta Cristina dentro del caso Palma Arena, ha explicado que él hizo de intermediario entre el entonces jefe del Ejecutivo balear e Iñaki Urdangarin, con quien mantenía una relación amistosa desde que ambos eran deportistas de élite, han indicado fuentes jurídicas.

La Justicia investiga un presunto desvío de fondos públicos en los contratos suscritos entre la empresa propiedad del duque de Palma y su socio Diego Torres, el Instituto Nóos, entidad declarada sin ánimo de lucro que medió para que el Govern patrocinara al antiguo equipo ciclista Banesto y organizó en Palma dos foros sobre turismo y deporte.

Pepote, que ha abierto este sábado la segunda jornada de declaraciones de imputados en el caso Nóos, se ha ratificado en las manifestaciones hechas previamente ante el juez Castro, en las que esencialmente indicaba que él fue el vínculo entre Matas y Urdangarin, pero que las decisiones que supusieron la entrega de fondos públicos de forma presuntamente fraudulenta correspondieron al expresidente y a otros altos responsables del Govern balear.

Fuentes conocedoras de la declaración han apuntado asimismo que el regatista olímpico incluso ha confirmado su aseveración previa según la cual el duque de Palma ofreció a Matas el patrocinio del equipo ciclista en una reunión celebrada en septiembre de 2003 en el Palacio de Marivent.

'Pepote' confirma que él fue el vínculo entre Matas y Urdangarin

Este es uno de los detalles que Ballester aportó al juez en su declaración de diciembre del año pasado y que constan en el sumario del caso, donde se precisa que Urdangarin le propuso inicialmente a él la idea del patrocinio del equipo Banesto y posteriormente le citó junto a Matas en la residencia de verano de la familia real en Palma para explicarle al presidente autonómico la propuesta.

El exdirector general de Deportes se ha reafirmado en todo lo que ya dijo en aquella comparecencia ante el juez Castro, como que era amigo de Urdangarin desde 1985, cuando ambos estaban becados en la residencia para deportistas Blume de Barcelona.

Ballester explicó que el marido de la infanta Cristina contactó con él poco después de que fuera nombrado director general de Deportes del Govern en julio de 2003, para hablarle en nombre del equipo Banesto y proponerle que Baleares lo patrocinara. Aseguró que no puso en duda la oferta de Urdangarin, 'dada su posición en el mundo del deporte y perteneciendo a la Familia Real'.

Además de la propuesta de patrocinio, en la supuesta reunión de Marivent Urdangarin ofreció que su empresa Nóos Consultoría Estratégica llevara a cabo un servicio de seguimiento del impacto en medios y colaborara en todos los 'eventos colaterales' que se hicieran para promocionar Baleares con el equipo.

A finales de 2003, el Govern autorizó sin concurso el patrocinio y los servicios complementarios, que tenían un coste de 300.000 euros, algo que, según Ballester, se hizo por orden de Matas.

Un año más tarde, según consta en el sumario, Urdangarin propuso a Matas organizar un foro de ideas sobre el potencial del deporte para promocionar un destino turístico, algo que el Govern también contrató directamente y que se realizó en 2005 y 2006 con un coste de 2,3 millones de euros.

Ballester ha sostenido que Nóos no cumplió con lo convenido en cuanto a los resultados de los foros y que él se lo reclamó al socio de Urdangarin, Diego Torres, quien no le dio una respuesta satisfactoria, por lo que ordenó que se suspendiera el pago de 400.000 euros que restaban. Por ello, según consta en el sumario, a principios de 2007 Urdangarin le llamó reiteradamente para exigirle los pagos, lo que significó el fin de su amistad.

Tras Pepote Ballester ha declarado en los juzgados de Palma Miguel Ángel Bonet, que era secretario del Instituto Balear de Turismo (Ibatur) cuando esta entidad suscribió el contrato de patrocinio para que el antiguo equipo ciclista Banesto pasara a llamarse Illes Balears.

Para esta tarde se han programado las declaraciones de Gonzalo Bernal, exgerente de la Fundación Illesport, que pagó los foros deportivo-turísticos, y el exdirector del Ibatur Juan Carlos Alía.