Público
Público

Permisos de Navidad para presos que dejan la banda

La Audiencia Nacional comienza a hacer públicas las medidas de reinserción

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La estrategia del Ministerio del Interior para extender el proceso de reinserción entre el colectivo de presos disidentes de ETA camina lenta pero implacable. La Audiencia Nacional hizo pública la concesión de permisos en Navidad a dos reclusos y la formación en el exterior, de lunes a viernes, a un tercero. Ninguna de las dos medidas es nueva, de hecho, los primeros permisos se remontan a la pasada Navidad, pero ahora se hacen públicos los autos del juez de vigilancia penitenciaria que las autorizan. Ya son cuatro los reclusos de Nanclares de Oca, en Álava, que después de abandonar el colectivo de presos de ETA, haber perdido perdón a sus víctimas por escrito y tener cumplida la mitad de la condena, han sido clasificados con el artículo 100.2 del Régimen Penitenciario, lo que les permite salir entre semana, regresando para dormir.

El último en incorporarse a este grupo ha sido José Manuel Fernández Pérez Nanclares, con una condena de 30 años. De él, el juez de vigilancia penitenciaria, José Luis Castro, afirma: 'Es una persona distinta a la que entró en prisión para cumplimiento de condena, mostrando un rechazo absoluto a la violencia y unas convicciones personales y morales firmes y sólidas al respecto'.

Por el momento, son nueve los presos que han podido salir de permiso, sin que se haya registrado incidencia alguna. Los beneficiados con los autos conocidos son Joseba Koldo Martín Carmona, preso en Villabona (Asturias), y Jesús García Corporales, que cumple condena en Nanclares de Oca. En esta prisión se concentran sólo presos que han puesto por escrito su renuncia a la violencia y han pedido de la misma forma perdón a las víctimas.

Las expectativas que crean en los presos un final dialogado a la violencia ralentizan la estrategia de Interior. Muchos de los que reniegan de la banda en privado y no acatan las consignas de ETA, renuncian sin embargo a acogerse al proceso de reinserción, con la esperanza puesta en una solución colectiva pactada entre el Gobierno y la organización terrorista. Esa expectación ha crecido esta misma semana con las informaciones que apuntan a un nuevo comunicado de ETA que ampliará a 'verificable, permanente y unilateral' los términos de su alto el fuego, según prevé el Gobierno. Batasuna ya ha dicho que interpretará ese anuncio como un primer paso para la renuncia definitiva de la violencia.

La Fiscalía de la Audiencia Nacional se ha opuesto a las últimas medidas acordadas por el juez de vigilancia penitenciaria yque fueron propuestas por las respectivas Juntas de Tratamiento de las prisiones. Los tres reclusos beneficiados cumplen la condena máxima de 30 años por varios delitos de terrorismo, incluido el asesinato.