Publicado: 20.08.2012 21:08 |Actualizado: 20.08.2012 21:08

La plataforma 'Ocupa el Congreso' cambia su manifiesto para acentuar su perfil republicano y antifranquista

Aboga por disolver las Cortes, el fin de la actual Jefatura del Estado y abrir un proceso de transición hacia un nuevo modelo de organización política social y económica.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La plataforma Ocupa el Congreso, que tiene convocada en Internet una acampada en los alrededores de la Cámara Baja el próximo 25 de septiembre, día de sesión plenaria, ha revisado la redacción de su manifiesto original acentuando su perfil republicano y antifranquista, según consta en los dos documentos inicial y revisado recogidos por Europa Press.

Así, entre sus objetivos han incluido ahora, en lugar preferente, la apuesta por una "organización política fundamentada en la República, por sus principios de libertad, justicia, igualdad, equidad y soberanía popular y por ser la base donde puedan converger todas las corrientes democráticas en igualdad de condiciones". Igualmente, si antes abogaban por disolver las Cortes, ahora han añadido también el fin de la actual Jefatura del Estado y la apertura de un proceso de transición hacia un nuevo modelo de organización política social y económica.

En ese modelo, han recogido en lugar destacado su apuesta por la igualdad de derechos entre las personas de ambos géneros, un sistema sanitario universal y gratuito, la aconfesionalidad, y la libertad de expresión y la libertad de información.

Además, y ante la posibilidad de que se quisieran infiltrar organizaciones de extrema derecha, los promotores de la acampada en el Congreso han citado expresamente una defensa de "la reparación histórica a las víctimas de la dictadura franquista así como a toda persona que haya sido juzgada y criminalizada por sus ideas políticas".

Por contra, la nueva redacción ha suprimido una mención a la lucha y a la legítima defensa que aparecía en el manifiesto original, donde decía que su iniciativa es pacífica "pero no "pacifista", pues decían aceptar "la legítima defensa y el respeto a diferentes formas de lucha, manteniendo siempre el marco de los derechos humanos en general, el respeto por las otras personas que asisten al acto". "Apelamos al sentido común y a la conciencia de cada asistente para dirimir la mejor actitud en cada momento", decían en su primer texto.

Los promotores de la acampada en el Congreso, que han creado la Plataforma ¡En pie! para coordinar sus iniciativas en las redes sociales, cuyas también han eliminado una mención expresa a evitar, "tanto de facto como en derecho, los privilegios de quienes ejercen responsabilidades políticas", y a implantar "mecanismos de control férreo del desempeño de sus funciones, y la definición de incompatibilidades durante el mismo, y a posteriori, para los cargos públicos".

La publicación de esta revisión de su manifiesto coincide con la decisión de la asamblea general de Sol, uno de los principales colectivos del movimiento 15-M, de desmarcarse de la ocupación del Congreso al considerar que su procedimiento es "contrario" a sus consensos internos. También la asociación Democracia Real Ya! (DRY!), una vertiente que se escindió de la Plataforma del mismo nombre para constituirse como entidad propia, había anunciado su decisión de "desvincularse totalmente" de la acción Ocupa el Congreso.