Público
Público

La Policía de Fronteras no sabe idiomas

La UE critica el escaso manejo de lenguas de los agentes

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Unión Europea alaba el cerrojo que España tiene echado a sus fronteras contra la inmigración, aunque considera que hay aspectos mejorables. A lo largo de un informe de 79 páginas, una comisión de evaluación del Acuerdo Schengen desliza en numerosas ocasiones la total falta de coordinación entre Policía y Guardia Civil en materia de lucha contra la inmigración ilegal, ya sea en las escalas más básicas o entre las cúpulas de ambas fuerzas de seguridad.

'El Comité de Evaluación tomó nota del hecho de que [ambos cuerpos] tienen un asentado flujo de información en su propia organización, pero que esta no es compartida entre los niveles técnico y operativo de las dos agencias', recoge el informe, al que ha tenido acceso Público. Aún así, los expertos de la UE consideran que policías y guardias civiles, aún por separado, realizan un trabajo 'muy profesional'.

La otra gran objeción que pone la Unión Europea es el escaso manejo de idiomas por parte de los policías destinados en los puestos fronterizos. La comisión de evaluación aconseja que los agentes hablen inglés en cualquier frontera y añade que en lugares como Ceuta y Melilla sería preferible que tuvieran nociones de árabe y francés. 'El comité de evaluación invita a las autoridades españolas a mejorar las habilidades lingüísticas de la policía de fronteras', dice el informe.

Los miembros de la comisión de evaluación, que cerraron su trabajo el pasado diciembre, aluden también a cómo afectan las relaciones bilaterales con Marruecos en la gestión de los pasos fronterizos entre ambos países. Uno de esos puestos, visitado por la comisión de evaluación, fue el melillense de Beni-Enzar, objeto del boicot impuesto por el régimen de Mohamed VI el pasado verano, con la excusa de que la Policía española había proferido malos tratos contra alguno de sus nacionales. La Unión Europea cree que deberían darse mejoras en la infraestructura y la fluidez del tráfico de vehículos y personas por Beni-Enzar, pero 'admite que la relación bilateral existente probablemente lo haga extremadamente difícil'.

Los expertos de la UE, que no entran en ningún momento a valorar el trato recibido por los inmigrantes, recomiendan a las autoridades españolas 'revisar y extremar' los controles en los tres filtros de entrada y salida que existen en los pasos de Ceuta y Melilla para que no se cuelen inmigrantes de terceros países entre los porteadores marroquíes.