Público
Público

El PP quiere posponer la Ley Antitabaco

Los conservadores apoyan a los hosteleros que defienden crear cabinas para el humo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Partido Popular considera que la Ley Antitabaco que se tramita en el Congreso debe permitir a los bares, cafeterías y restaurantes habilitar un espacio totalmente aislado para fumadores, más allá de la delimitación que establece la norma vigente, y no prohibir del todo fumar en locales cerrados, como está previsto.

El PP ha incluido en sus enmiendas al proyecto de ley esta reivindicación de los hosteleros. Además, pretende que en todo caso la parte de la ley que afecta a la hostelería no entre en vigor hasta el 1 de julio, seis meses después que el resto del articulado.

El martes finalizó el periodo de presentación de enmiendas. Como defendió la semana pasada en la comisión de Sanidad del Congreso el presidente de la Federación Española de Hostelería (Fehr), José María Rubio, el PP apoya que los locales de ocio tengan zonas herméticamente cerradas para fumar donde no se permita la presencia de menores.

También pide que estos cubículos estén 'completamente compartimentados', tengan sistemas de ventilación independiente y no ocupen más del 30% del local. Se trataría de espacios similares a las cabinas que tienen instalados algunos aeropuertos.

El PP también recalca que la ley debe incluir el tabaco entre los riesgos laborales a vigilar por la Inspección de Trabajo. Respecto a los clubes de fumadores, el PP propone eximirles de la prohibición de fumar, siempre que en el local sólo entren los socios.

Por su parte, el grupo parlamentario de ERC-IU-ICV también reconoce el derecho de los socios de estos clubes a fumar en el local común, siempre que no haya personas ajenas al grupo. Además, prohíbe que estos clubes sean patrocinados o financiados por empresas relacionadas con la industria del tabaco y exige que la asociación tenga personalidad jurídica.

ERC-IU-ICV pretende endurecer el texto que presentó con el PSOE el pasado junio en el Congreso. Así, insiste en sus enmiendas en que se debe ampliar la prohibición de no fumar a las zonas anejas de los establecimientos sanitarios o, por ejemplo, en los parques infantiles. Por su parte, el grupo parlamentario socialista no presentó ninguna enmienda y se declara abierto a negociar.