Público
Público

El primer juicio contra Matas queda visto para sentencia

El exministro de Aznar se enfrenta a una petición de ocho años y medio de cárcel y 26 de inhabilitación

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

'Muchas gracias, señoría'. Estas fueron las últimas palabras que el expresident balear Jaume Matas se limitó a pronunciar ayer ante el tribunal que, a lo largo de tres semanas, le ha juzgado por la contratación presuntamente irregular del periodista que redactaba sus discursos. Sin hacer uso del turno de última palabra, el acusado veía cómo el primer juicio del caso Palma Arena, primero que le ha sentado en el banquillo y presumiblemente no el último quedaba visto para sentencia.

El exministro de Aznar, que se enfrenta a una petición de ocho años y medio de cárcel y 26 de inhabilitación, ha encarado su primer examen en una causa dividida en 26 piezas, y ahora es el tribunal el que debe pronunciarse. Malversación continuada, falsedad en documento oficial y mercantil, prevaricación, fraude a la Administración y tráfico de influencias son el rosario de delitos que le atribuye la Fiscalía, que considera que Matas fue 'un gran gestor', pero no precisamente 'del dinero público, sino de su propia imagen'.

Sin embargo, en contra de las acusaciones lanzadas por el Ministerio Público, el abogado del expresident defendió ayer su inocencia al alegar que este no se ha llevado 'ni un céntimo de euro' con la contratación del articulista Antonio Alemany, y aludió al 'vacío probatorio' que pesa sobre su patrocinado.

La Fiscalía postula que el periodista habría sido beneficiado de forma ilegal por el Govern de Matas (2003-2007) mediante un concurso pantalla dirigido a enmascarar los pagos que percibía por los discursos presidenciales, así como a través de subvenciones públicas supuestamente fraudulentas.