Público
Público

El PSOE da vía libre a Álvarez-Cascos para gobernar el Principado

El PP sigue insistiendo en que su apoyo al exministro pasa por la firma de un pacto global

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Francisco Álvarez-Cascos no va a tener necesidad de contar con los votos del Partido Popular para ser elegido presidente del Principado de Asturias. El PSOE despejó ayer el camino al asegurar que no van a presentar a la investidura a su candidato a la presidencia de la comunidad, Javier Fernández.

Este panorama da vía libre al exministro de Fomento con José María Aznar para ponerse al frente de la región. Su formación, Foro Asturias (FAC), obtuvo 16 diputados el 22-M, frente a los 15 del PSOE, los 10 del PP y los 4 de IU. Al asumir los socialistas que su sitio 'está en la oposición', y descartándose por tanto un pacto con IU, Cascos no necesitaría, para gobernar en minoría los escaños obtenidos por su anterior partido.

Se trata de un escenario que, no obstante, ya contemplaban en FAC. La misma noche electoral, Fernández ya dijo públicamente que se comprometía a ejercer su tarea de oposición de forma 'seria' y 'rigurosa.

Fuentes del PSOE asturiano consultadas aseguraron que ahora es responsabilidad de Cascos buscar acuerdos para formar un Gobierno estable.

Concluida ayer la primera ronda de contactos de FAC con el resto de fuerzas que han obtenido representación parlamentaria, al equipo de Cascos le quedó claro que, si no cambian las cosas en los próximos días, la única alternativa que tienen es la de buscar acuerdos con el PP.

Pero la tarea no se antoja fácil. En el entorno de Isabel Pérez-Espinosa, la candidata conservadora, aseguran que su apuesta sigue siendo la de alcanzar un 'acuerdo global para el Principado y los ayuntamientos'. Algo que choca frontalmente con la intención de Cascos, que ha dado vía libre a sus candidatos municipales para negociar con las fuerzas que consideren oportunas.

En el entorno del exministro sostienen que FAC no tolerará 'ningún intercambio de cromos'. Ayer, Cascos volvió a insistir en que su intención es buscar un acuerdo lo más amplio posible. Tiene hasta el día 15.