Público
Público

Pumpido apela a los "demócratas honestos" frente a los corruptos

Dívar denuncia que los ataques a los jueces trascienden "el derecho de crítica"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

'No pedimos demasiado al reclamar la confianza y el apoyo unánime de todos los demócratas honestos' a los jueces y fiscales, en especial los de Anticorrupción, y a los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad que luchan contra la corrupción. El fiscal general del Estado, Cándido Conde-Pumpido, eligió el acto de apertura de tribunales, que se celebró ayer en el Tribunal Supremo, para salir en defensa de los más atacados desde las filas conservadoras tras escándalos como el caso Gürtel o Brugal.

Entre el público asistente al acto presidido por el rey estaba el ministro Francisco Caamaño, magistrados del Constitucional y del Supremo, presidentes de TSJ, vocales del Consejo General del Poder Judicial, pero también los portavoces parlamentarios de Justicia y uno de ellos era Federico Trillo, quien define la estrategia judicial del PP. El 'demoledor balance' obtenido por jueces, fiscales y agentes los convierte, 'a ojos de los delincuentes, en un enemigo a batir', apuntó Conde-Pumpido.

Se notó que el fiscal no quería cargar las tintas contra el partido salpicado por la Gürtel y negó que 'ese fenómeno' se 'vincule a una u otra formación política, sino al abordaje ególatra y lucrativo del poder por parte de sujetos que sólo militan en su propio afán depredatorio y en el desprecio de la legitimidad democrática'.

A su juicio, 'evitar que nadie convierta en injusta ventaja el ejercicio de su poder, civil o económico, debería constituir una prioridad para la convergencia de todas las fuerzas sociales y políticas'.

No fue el de la corrupción el único mensaje que lanzó ayer Conde-Pumpido. 'La persistente acción de la Justicia y de las fuerzas del orden en la lucha contra el terrorismo constituye un referente de nuestro compromiso con la ciudadanía. Continuo e invariable, porque la novedad en esta materia es que no hay novedad. Digan lo que digan los terroristas y quienes los apoyan, seguiremos cegando las vías de la violencia en todos los tramos de su cruel recorrido'.

Por si la idea no quedaba clara, el fiscal general añadió: 'Seguiremos haciendo cuanto el Estado de derecho nos permita para que ni los asesinos, ni sus testaferros, ni quienes sirven a sus intereses usurpen con su presencia las instituciones democráticas'.

El presidente del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial, Carlos Dívar, reafirmó el compromiso de la Audiencia Nacional y del alto tribunal 'en la eliminación de esta lacra' del terrorismo, 'sin posibilidad de retroceder ni un milímetro'.

Aunque nadie mencionó a Baltasar Garzón, durante la intervención de Dívar pareció que el asunto que más críticas ha deparado al Supremo sobrevolaba el salón de plenos. De hecho, la imputación del juez por investigar los crímenes franquistas hasta provocó manifestaciones en ciudades españolas.

'Asistimos en ocasiones a manifestaciones públicas que ponen en cuestión' que el Poder Judicial 'goza de pleno fundamento democrático', afirmó Dívar antes de añadir que esa 'insatisfacción o descontento' que se produce en la ciudadanía ante decisiones judiciales 'a veces trasciende el ejercicio del derecho a la crítica de las instituciones públicas para cuestionar, desde bases jurídico-políticas no siempre sólidas, la legitimidad democrática de nuestro modelo de juez'.

La legitimidad de los jueces se logra con 'el respeto absoluto al ordenamiento jurídico y por la eliminación de cualquier factor que pueda incidir en su imparcialidad'. Fue el aviso de Dívar.