Publicado: 11.02.2012 11:15 |Actualizado: 11.02.2012 11:15

"Nos quitan nuestros derechos y nos pegan por defenderlos"

La primera manifestación contra la reforma laboral acaba con cargas policiales

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

"Tira para adelante, tira para adelante, ni me hables". Un policía despejaba así a una periodista de Público de las inmediaciones del Congreso. Allí había acabado una parte de la manifestación que reunió ayer a unas 3.000 personas en la Plaza de Sol, en Madrid. Las cargas policiales y algunas detenciones incrementaban la indignación de los ciudadanos reunidos frente al Parlamento. "Nos quitan nuestros derechos y nos pegan por intentar defenderlos", decía uno de los manifestantes. Cuando arreció la violencia policial, comenzaron a oírse gritos de "asesinos".

Pocos minutos antes, en Sol, esos mismos manifestantes calificaban la reforma de "agresión injustificada", "avance de la oligarquía", o de "auténtica barbaridad que generará más despidos". Y de fondo una llamada a la huelga general para luchar contra la medida del Gobierno.

La patronal cree que la reforma va en la buena dirección para salir de la crisis

Desde el ámbito político, tampoco faltaron las críticas a la norma. Valeriano Gómez, exministro de Trabajo, afirma que "la reforma es la más desequilibrada y agresiva de todas las que se han hecho en democracia. Prácticamente todo es despido", lamenta. "Que baste con la reducción de ingresos para aplicar el despido objetivo con indemnización de 20 días abre la espita al automatismo de este tipo de despido" y con los "cambios en la negociación colectiva, el estímulo al empresario a no negociar es tremendo y se fulmina la negociación colectiva de carácter sectorial", agrega el exministro. "Todo lo que se modifica es para permitir la pérdida de derechos. No se ha buscado el equilibrio, es la visión más ultra", concluye.

El coordinador federal de IU, Cayo Lara, fue un paso más allá y llamó a que las "movilizaciones en la calle" acompañen la tramitación parlamentaria de la reforma laboral para "parar este nuevo entuerto" contra los derechos de los trabajadores. Lara cree que este cambio legislativo no creará más empleo y denuncia que "convierte a los parados en voluntarios forzosos".

Los sindicatos UGT y CCOO, que van a esperar a conocer el texto definitivo para dar una opinión más fundamentada, ya han avanzado que la reforma no incrementará el empleo y creará más precariedad. Fuentes sindicales afirmaron que el decreto aprobado ayer es "un rejón" al acuerdo al que llegaron con la patronal en ámbitos tan relevantes como la moderación salarial y estudiarán movilizaciones.

El exministro Gómez opina que contiene "la visión más ultra"

Conforme se cambia la perspectiva, se empieza a comprender a qué se refería en realidad la ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, cuando hablaba de hacer una reforma equilibrada. La Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) considera que la reforma laboral aprobada este viernes por el Consejo de Ministros es "un paso adelante" para la salida de la crisis y la creación de empleo en España. "En conclusión, se trata de una reforma amplia, que incide sobre aspectos fundamentales y en la buena dirección, a la espera de los detalles técnicos para conocer en su totalidad el alcance de la misma y su efectividad práctica", afirmó la patronal en un comunicado.

Tampoco oculta su entusiasmo el presidente de Sagardoy Abogados, Íñigo Sagardoy, que ha considerado que la reforma laboral aprobada este viernes por el Gobierno es "muy positiva" y ayuda "claramente" a crear empleo sobre todo entre los jóvenes, debido al nuevo contrato indefinido para empresas de menos de 50 empleados. "Es muy positiva, es una gran reforma", remachó el presidente de este despacho.

Los sindicatos estudiarán si convocan movilizaciones

También manifestaron una opinión positiva sobre la reforma las organizaciones representantes de trabajadores autónomos ATA y UATAE. La primera afirma que la reforma laboral aprobaba ayer por el Gobierno es global, está bien orientada y va en la buena dirección. Para su presidente, Lorenzo Amor, el que se apruebe por real decreto-ley facilita que las medidas se apliquen con rapidez, lo que reactivará las contrataciones que muchos autónomos tenían "paralizadas".

Asimismo, en el espectro conservador, el portavoz de CiU en el Congreso, Josep Antoni Duran i Lleida, hablaba ayer de una ley que "está bien orientada" y "es necesaria". Sin embargo, añadió que no sirve para crear empleo a corto plazo, por lo que debería ir acompañada de "un plan de choque contra el paro".