Público
Público

El referéndum del 15-M apenas consigue apoyo

Los convocantes de la consulta han sumado 1.310 participantes

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Después de casi un mes de votaciones, el referéndum vinculado a los indignados del 15-M ha cerrado las urnas con poco apoyo. Los convocantes, un grupo de personas relacionadas con el movimiento pero que no contaban con el apoyo de la asamblea general, han recibido 1.310 votos. La mayoría de ellos procedentes de las urnas físicas que instalaron en la Puerta de Sol de Madrid durante dos fines de semana. Pese a que el grupo trabajó para implantar un sistema de votación a través de internet, tan sólo ha recibido 18 sufragios por esta vía.

El resultado ha sido unánime. En las cinco preguntas que planteaban sobre democracia participativa, reforma del sistema electoral, transparencia política, separación de poderes y economía responsable y sostenible más del 95% de los votantes dijeron sí a las reformas.

La pregunta que más dudas ha suscitado es la que interrogaba a los electores sobre si querían una reforma para garantizar la separación de poderes, especialmente, la del Poder Judicial. Es la pregunta que más número de noes y abstenciones registra, 8 y 27, respectivamente. 'Creemos que puede deberse al desconocimiento de mucha gente sobre cómo se nombran ciertos cargos judiciales. Muchos de nosotros tampoco lo sabíamos antes de esto', explica Raimond García, uno de los convocantes.

Hacen autocrítica pero se muestran optimistas sobre futuras convocatoria

A pesar de que su iniciativa tuvo buena acogida en la calle, el número de votos ha sido menor de lo esperado. El grupo hace autocrítica, pero también se muestra optimista sobre posibles futuras convocatorias: 'Si hemos conseguido esto con tan sólo una mesa electoral, qué hubiéramos conseguido con más. Somos conscientes de que podíamos haber hecho más en la organización', explica García.

Y es que, aunque tejieron alianzas con algunas asociaciones locales para que instalaran mesas electorales en varias ciudades de España, finalmente sólo consiguieron poner en marcha la de Madrid.

Los convocantes se reunirán esta semana para analizar el referéndum y pensar en nuevas acciones. Aunque descartan volver a abrir estas votaciones, sí se plantean usar este sistema de consulta popular con otras propuestas. 'Si lo hacemos, intentaremos contar con apoyos más consolidados desde el principio', afirma Raimond García.