Público
Público

Rubalcaba: "Si pierdo me sentaré a pensar"

El candidato socialista denuncia que en el programa del PP "las cuentas no cuadran"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

'Si pierdo me sentaré a pensar'. Así de enigmático se mostró el candidato Alfredo Pérez Rubalcaba cuando en el programa de Las mañana de Cuatro le preguntaron que haría en caso de derrota. El candidato del PSOE afirmó que sus compañeros le darán 'tiempo para tomar una decisión', aunque los resultados no cumplan las expectativas de los propios socialistas.

En un lunes en que media España está de puente, el candidato del PSOE se desdobló en los medios: por la mañana estuvo en la cadena Ser y a mediodía en Cuatro. Rubalcaba dijo lo mismo en las dos entrevistas: frente a la rebaja fiscal propuesta por el PP, el del PSOE dijo que para mantener 'algunas políticas' será necesario 'subir impuestos'.

Por tanto, dijo Rubalcaba, en el programa electoral presentado por el PP 'las cuentas no cuadran'. Denunció que 'no es viable seguir prometiendo bajada de impuestos y querer mantener al mismo tiempo  la austeridad sin decir cómo se van a compensar esos descensos de ingresos y qué gastos se van a recortar'.

'En los próximos años no hay margen para bajar impuestos. Eso lo sabe el señor Rajoy. Al contrario, si queremos mantener algunas políticas tenemos que subir impuestos', dijo en la Ser.  Rubalcaba dijo que subirá los impuestos especiales del alcohol y del tabaco, 'a las altas rentas de capital', creará un impuesto a la banca y reformará el actual Impuesto de Patrimonio para reconvertirlo en un impuesto para grandes fortunas.

'No es viable prometer bajadas de impuestos y querer mantener al mismo tiempo  la austeridad sin decir cómo se van a compensar esos descensos de ingresos'

También se mostró partidario de redistribuir, cuando no eliminar, algunas deducciones del Impuesto de Sociedades para que las grandes empresas paguen un poco más y las pequeñas un poco menos.

Para Rubalcaba lo importante es estimular la economía y el crecimiento 'y sólo con la austeridad no vale', afirmó en las dos entrevistas como si de un mantra se tratase. 

Convencido de que España saldrá de la crisis —'somos un gran país', dijo—, Rubalcaba prometió a los parados que va a poner todos los recursos del Estado para que encuentren trabajo y que mientras lo encuentran 'les daremos una buena sanidad, buenos colegios para sus hijos y les proporcionaremos la prestación por desempleo'.

Rubalcaba apostó por 'estimular la contratación' mediante el pago por parte del Estado de la cuota de la Seguridad Social de los nuevos empleados, lo que al empresario le supondría un ahorro del 30% del salario de dicho trabajador. 'Lo que trato es que a los empresarios les salga más barato contratar', aclaró.Pero para eso hace falta dinero, según dijo Rubalcaba, que se comprometió a trabajar en la UE para rebajar la política de austeridad, en cualquier caso 'necesaria' según su criterio.

'Los europeos tenemos que ponernos de acuerdo para decirle a Alemania que meta gas a la economía. Hay que tener un presupuesto europeo de inversiones para estimular el crecimiento', afirmó.