Público
Público

Los sanitarios de Madrid continúan las movilizaciones, pese al intento de negociación del Gobierno regional

Los sindicatos se reúnen hoy con Lasquetty para presentar sus propuestas de ahorro, pero mantienen las convocatorias de huelga porque no se fían del Ejecutivo.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

'Estamos convencidos de que es muy importante que sean los propios profesionales quienes aporten propuestas de ahorro que complementen este plan'. Pese a esta frase, incluida en el Plan de sostenibilidad del sistema sanitario de la Comunidad de Madrid [ver pdf], el Gobierno regional no se ha reunido con los sindicatos de la Mesa Sectorial, 'nada más que para negociar los servicios mínimos de las huelgas y poco más', señalan fuentes de dichas organizaciones.

Desde el pasado 31 de octubre, día en el que el Ejecutivo de Ignacio González presentó los Presupuestos para 2013 -en los que se incluye el citado Plan-, los trabajadores sanitarios de toda la región han protagonizado encierros, concentraciones, mareas blancas y otras protestas contra lo que consideran que será el principio del fin de la sanidad pública. Ahora, tras un mes y medio de movilizaciones, el consejero del ramo, Javier Fernández Lasquetty ha abierto la puerta a una posible negociación. Pero, pese a ello, los sindicatos de la Mesa Sectorial (AMYTS, CSIT-UP, USAE, UGT y CCOO), CSIF y otras organizaciones como Afem no han retirado sus convocatorias para la presente semana. 

Lasquetty pidió el jueves a los representantes de los profesionales sanitarios que presentaran 'una propuesta concreta de ahorro de un volumen que se ajuste a los 533 millones de euros' previstos en su reforma. Desde entonces, las organizaciones sindicales han estado más de 72 horas debatiendo para elaborar un documento conjunto que llevarán hoy, a primera hora, a la Consejería. Además, hoy comienza el primer día de huelga convocada por CSIT-UP para los días 17,18,19 y 20 -coincidente con la indefinida de Afem- y, de momento, los paros conjuntos previstos para los próximos miércoles -en hospitales- y jueves -en centros de atención primaria- tampoco se han desconvocado. 

AMYTS: 'Hemos perdido 43 días y ahora nos meten prisa'

'Aceptamos el reto lanzado por Lasquetty pero también se nos antoja como un plan perverso. El Gobierno tenía que haber negociado con nosotros hace meses, cuando ya sabían que había que buscar alternativas para la sostenibilidad de la sanidad. En lugar de eso, nos dejaron su documento encima de la mesa el 31 de octubre, sin previo aviso y ahora hemos perdido 43 valiosos días para buscar alternativas', argumenta el secretario general de AMYTS, Julián Ezquerra. 'Ahora nos meten prisa, pretenden que elaboremos un documento en 72 horas y a tres días de que se aprueben los Presupuestos [el miércoles se celebra la Comisión de Sanidad de la Asamblea de Madrid y el 20 habrá Pleno]', lamenta.

CSIT-UP: 'Lasquetty sólo quiere quedar bien ante la opinión pública'

'Nosotros ya llevamos años denunciando que el Gobierno de Madrid se salta la negociación colectiva. Ha pasado de ser una Administración pública a ser un Administración política que impone las leyes sin contar con el sector social gracias a su mayoría absoluta', señalan también fuentes de CSIT-UP. 'Y el cambio de Esperanza Aguirre a Ignacio González no ha servido para nada porque tiene exactamente la misma actitud', añaden dichas fuentes, que creen que la 'apertura' de Lasquetty es sólo un lavado de cara 'para cubrirse las espaldas y quedar bien ante la opinión pública'.

Su desconfianza la argumentan con un caso concreto. 'Hay que recordar que el acuerdo con el hospital de La Princesa aún no se ha visto reflejado de modo alguno en la Ley de Presupuestos: el PP no ha presentado ninguna enmienda para modificarlo', apostillan las fuentes de CSIT-UP. 'De momento no hay nada del anuncio que hizo el consejero en su día que se haya hecho realidad y por eso los profesionales de La Princesa siguen manifestándose', insiste también Juan Domingo García, portavoz de la Plataforma de Trabajadores y Usuarios por la Sanidad Pública, que apoya todas las movilizaciones pese a no tener el status necesario para poder convocarlas. 

Por todo ello, los sindicatos de la Mesa Sectorial y CSIF han mantenido los días de huelga citados anteriormente. [Imagen de GRACIELA RODRÍGUEZ cedida a Público] ¿El motivo? Desde el inicio de las movilizaciones su petición, recuerdan, ha sido siempre la misma: la retirada total del Plan de sostenibilidad de la sanidad pública madrileña,'que ha conseguido que, por primera vez, nos unamos todas las organizaciones y que ni siquiera entienden desde su propio partido (PP) a nivel nacional', recuerda Ezquerra, en alusión a la denuncia ante el Constitucional del euro por receta catalán anunciada por el Ejecutivo de Mariano Rajoy. Dicho documento incluye las siguientes medidas, contra las que se ha rebelado el sector sanitario por completo. Aquí, sus razones:

1. 'Externalización' de servicios en seis hospitales públicos

Una de las principales reformas del proyecto regional es la 'externalización [palabra no admitida por la RAE] de la actividad sanitaria en seis hospitales, utilizando el modelo de concesión'. Ello supone, denuncian los profesionales, la privatización de la sanidad. Los centros afectados serían los hospitales Infanta Leonor, Infanta Sofía, Infanta Cristina, Hospital del Henares, Hospital del Sureste y Hospital del Tajo. 

Equo: 'El 33% de la población dependerá de centros de salud privados en 2013'

El Plan especifica que 'seguirán siendo públicos', pero pasarían a adoptar el llamado 'modelo Alzira' -público de gestión privada- que, según datos de diversas plataformas, lejos de abaratar los costes, los encarece. [Ver pdf del informe de Afem sobre este tema]

Equo Madrid, en su campaña #AuditoríaSanitaria denuncia también que dicho modelo, probado por primera vez en un hospital de la localidad valenciana del mismo nombre, 'consiguió perder cinco millones de euros en sólo tres años'.  Pese a ello, el partido calcula que el 33% de la población madrileña pasará a depender, en 2013, de hospitales y centros de salud 'privatizados'. 

2. Remodelación de La Princesa y el Carlos III

De entre todos los hospitales públicos de la Comunidad, dos están afectados especialmente por las medidas del Plan de González y Lasquetty. Son los casos especiales de La Princesa y el Carlos III que, si la reforma llega a su fin, dejarán de ser de atención general y especializado en enfermedades infecciosas -respectivamente-  para transformarse en un centro especializado en Geriatría -el primero- y de media estancia -el segundo-.

El consejero Lasquetty anunció el pasado 21 de noviembre que había llegado a un acuerdo con los profesionales de La Princesa -los primeros en encender la llama de las movilizaciones- para mantener los servicios actuales. No obstante, recuerdan los sindicatos, dicho acuerdo no se ha plasmado en ningún documento oficial, por lo que los trabajadores han continuado con las protestas

3. Privatización en 27 centros de atención primaria

La 'concesión de la prestación de la asistencia sanitaria de Atención Primaria de un 10% de los centros de salud' es otra de las 'reformas estructurales en la gestión sanitaria' previstas en el documento. Dicha medida afectará 'aproximadamente' a 27 ambulatorios.

Aunque el Plan especifica que se dará prioridad en la gestión 'a la participación de los profesionales sanitarios que quieran constituir sociedades', algunos trabajadores temen que terminen perteneciendo a empresas 'como Mercadona o El Corte Inglés'. Otros creen que los pacientes terminarán yendo a su médico con la tarjeta de crédito por delante. 

4. 'Concentración' de servicios

Los sanitarios de Madrid también prevén que la 'concentración de laboratorios' -que hará que en los hospitales sólo se realicen análisis de urgencia- y de 'los procesos de muy alta complejidad'  entorpezca el trabajo diario de los profesionales. [Imagen cedida por GRACIELA RODRÍGUEZ]

'La inmediatez de la comunicación entre el médico y el técnico, a la hora de pedir más detalles en las pruebas, ya no existirá y, por ello, se tendrá que repetir la recogida de muestras en muchas ocasiones', detalló Eduardo Vicente, técnico de laboratorio del hospital de Fuenlabrada durante una reciente marea blanca.

5. 'Despidos encubiertos'

Uno de los motivos de protesta que menos eco han tenido en los medios de comunicación es la también anunciada 'externalización de servicios no sanitarios', prevista en la Ley de Presupuestos de 2012 [ver pdf], que prevé la extinción de determinadas categorías profesionales 'muy anticuadas'. Esta medida afecta a personal de áreas como 'cocinas, lavandería, almacenes y mantenimiento', cuyas funciones comenzarán a estar desempeñadas, 'a partir de ahora y de manera progresiva' -según el Plan-, por empresas de servicios. 

Colegio de Médicos: 'El Plan puede acarrear el deterioro de la calidad asistencial'

Ello, unido a que 'la prolongación del servicio activo a partir de los 65 años se limitará a un tercio de los profesionales', entre otras cuestiones, 'puede acarrear un deterioro de calidad asistencial con una reducción de plantillas y una reordenación que conlleva un despido encubierto de interinos y eventuales', afirmó recientemente la presidenta del Colegio de Médicos de Madrid, Sonia López Arribas.

Fuentes del sindicato CSIT-UP también han confirmado a Público que la ley regional aprobada en julio de 2012 también provocará 'el cese de contratos [que no despidos] de personal estatutario no sanitario'.

6. El euro por receta

La futura entrada en vigor del euro por receta con el que Lasquetty asegura que se ahorrarán 83 millones de euros ha sido otro de los puntos de la polémica. Y no sólo por las opiniones de plataformas como la Federación de Asociaciones para la defensa de la Sanidad Pública (Fadsp), que denunció que la medida 'no es disuasoria' del mal uso de los medicamentos y que se trata de un 'impuesto a la enfermedad' que afecta a quienes más los necesitan, sino porque el propio Ejecutivo de Mariano Rajoy la considera inconstitucional.

Algunos colectivos, ante la rebelión de González frente a su jefe de partido y de Gobierno, ya han informado sobre cómo eludir este copago farmacéutico, que ya se aplica en Catalunya