Público
Público

Sant Boi descarta fallos técnicos en el polideportivo derrumbado

El alcalde defiende la construcción y el buen mantenimiento del túnel de bateo y dice que se descartó la reforma prevista en 2007 porque recibieron menos dinero del previsto

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El alcalde de Sant Boi, Jaume Bosch, ha vuelto a defender hoy la construcción y el buen mantenimiento del túnel de bateo del estadio de béisbol de la ciudad, que el temporal de viento derrumbó el pasado día 24 causando la muerte de cuatro niños.

En rueda de prensa, Jaume Bosch (PSC), acompañado por representantes del resto de los partidos que conforman el gobierno municipal (CiU, ERC e ICV), ha agradecido las muestras de solidaridad recibidas 'desde todo el mundo' y se ha felicitado por la evolución favorable de las siete personas -cinco niños y dos monitores- que continúan hospitalizadas.

El alcalde ha defendido la 'correcta construcción' del túnel de bateo y ha destacado que incluso recibió una subvención de 30.000 euros por parte de la Generalitat.

También ha esgrimido la existencia de un informe de la Diputación de Barcelona en el que se asegura que el estadio de Sant Boi 'es uno de los mejores de Cataluña', aunque ha reconocido que éste se elaboró para la redacción del Plan de Equipamientos Deportivos y hace referencia a la oferta deportiva, sin entrar a valorar la construcción del edificio.

'A pesar de ello -ha dicho-, si el técnico que visitó la instalación hubiese visto una grieta en el estadio lo hubiese hecho constar en su informe'.

El representante municipal ha reconocido que en 2007 se planteó una reforma integral del espacio, para lo que se presupuestaron 1,5 millones de euros. 'La reforma no se llevó a cabo porque finalmente los recursos que recibió aquel año el Ayuntamiento fueron menores a los previstos y tuvimos que priorizar, dejar de hacer esta obra para hacer otra más importante y necesaria para la ciudad', ha dicho Bosch.

La última remodelación en el estadio se hizo hace menos de un mes, cuando se mejoró el alumbrado y el césped. 'Entonces estuvieron trabajando técnicos en la instalación, que estuvieron en la cubierta del equipamiento sin ningún tipo de problema', ha dicho Bosch.

El primer edil ha destacado que cada año se invertían unos 100.000 euros en el mantenimiento del estadio de béisbol, que depende del club aunque anualmente técnicos municipales visitaban e inspeccionaban las instalaciones. 'Ni de estas visitas ni de los usuarios recibimos nunca la más mínima queja', ha asegurado.

El alcalde de Sant Boi ha dicho que 'nuestro primer objetivo ha sido prestar nuestro apoyo a las familias de las víctimas' y ha subrayado que 'colaboraremos en el procedimiento abierto para aclarar las causas' del derrumbe.

El juzgado número 3 de Sant Boi se ha hecho cargo de las diligencias judiciales. Jaume Bosch ha atribuido el 'accidente' a 'condiciones meteorológicas extremas' y ha reconocido que 'la previsión meteorológica se quedó corta y muy superada por las circunstancias'.

En este sentido, Bosch ha dicho que antes del accidente no se tomaron medidas preventivas y que no recibieron instrucciones específicas por parte de la Generalitat. 'Después del accidente en el campo de béisbol el Ayuntamiento ordenó que se suspendieran las actividades deportivas o escolares al aire libre, pero hasta entonces no se habían tomado medidas especiales', ha dicho el alcalde.