Público
Público

Secuestrado y torturado por sus compañeros de piso para robarle

Un joven, de nacionalidad alemana, logró escapar saltando por una ventana maniatado y semidesnudo. Los agresores fueron detenidos. Los hechos tuvieron lugar en Ibiza

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un joven alemán ha vivido una auténtica pesadilla en Ibiza. A sus dos compañeros de piso, otro alemán y un iraní, no se les ocurrió una forma más eficaz de obtener sus datos bancarios y robarle dinero que retenerle contra su voluntad y torturarle provocándole quemaduras y asfixia. 

Los hechos ocurrieron el sábado pasado. En un descuido de sus capturadores la víctima logró escapar del piso donde se encontraba retenido saltando por una ventana, maniatado y semidesnudo. En la calle pidió auxilio a un vecino de la zona. Tras recibir una llamada en el 091, una patrulla de la Policía Nacional encontró a la víctima en la vía pública, que denunció haber permanecido retenido en su domicilio por sus dos compañeros de piso.

 

La víctima declaró que había sido agredido, torturado y amenazado por estas personas para que les facilitara el código de seguridad de su tarjeta de crédito para extraer diversas cantidades de dinero de su cuenta bancaria. El afectado fue trasladado al hospital, ya que presentaba lesiones y quemaduras por diversas pares de su cuerpo, causadas con unas cucharillas de café.

Ya en las dependencias policiales, confirmó que había sido detenido en su propio domicilio, atado de pies y manos con bridas de plástico, mientras sus captores le provocaban diversas quemaduras y agresiones físicas, amenazándole de muerte.

La víctima añadió también que le habían tapado los ojos con una cinta de plástico y le habían colocado varias veces una bolsa en la cabeza que le dificultaba respirar y le provocaba vómitos. Sus compañeros pretendían sacar dinero de su cuenta bancaria, ya que le acusaban de un robo ocurrido en su vivienda en fechas pasadas.

Tras escuchar su declaración, los agentes comenzaron inmediatamente las gestiones para identificar, localizar y detener a los autores de los hechos, que fueron arrestados pocas horas después en las inmediaciones de su domicilio y ya han sido puestos a disposición judicial.  A los dos arrestados, de 29 y 32 años, se les acusa de delitos de detención ilegal, robo con violencia y lesiones.

En el registro de la vivienda, se localizaron pequeñas cantidades de droga y algunos de los efectos con los que cometieron los hechos como las cucharillas con las que le causaron las quemaduras. La operación ha sido realizada por Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (UDEV) y la Brigada de Seguridad Ciudadana de la Comisaría de la Policía Nacional en Ibiza.