Público
Público

Los taurinos presionan a CiU y amagan con recurrir al TC

Los defensores de la fiesta se radicalizan y acusan a ICV de reprimir libertades

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El tiempo se agota, el futuro de las corridas de toros peligra en Catalunya y los taurinos van a por todas. El tono ya no es conciliador y las exigencias a CiU, que dará libertad de voto a sus parlamentarios, aumentan. E, incluso, los taurinos no descartan acudir al Tribunal Constitucional (TC) si fuera necesario. 'Los votantes tienen que saber si su partido se ha convertido al animalismo', afirmó ayer Luis Corrales, presidente de la Plataforma para la Difusión y la Promoción de la Fiesta.

El miércoles, los convergentes votaron a favor del informe de la Comisión de Medio Ambiente del Parlament en que se incluía una enmienda que ellos mismos introdujeron para que, en caso de que los diputados voten por la prohibición de las corridas, esta se aplique a partir del 1 de enero de 2012. Este fue el último paso parlamentario antes de la votación, programada para el 9 de junio. Pero el gesto no gustó nada a los taurinos, que ayer expresaron su malestar.

'Si hay prohibición, habrá que exiliarse para no pagar impuestos aquí'

El presidente de la Federación de Entidades Taurinas (FETC), Luis María Gibert, preguntó a los diputados de CiU si han pactado 'con los veganos' y Corrales exigió a Artur Mas 'el más que probable próximo presidente de la Generalitat', dijo que desvele si cree que las corridas de toros tienen que prohibirse o si, por el contrario, 'cree en la libertad'. Además, los taurinos solicitaron a los nacionalistas que el sufragio sea público y advirtieron de las consecuencias electorales que podría tener para Mas, si CiU vota en contra de la fiesta.

El tono de los comparecientes fue contundente y hasta radical. El presidente de la FETC descalificó a ICVEUiA, y tildó a la formación de 'comunista' que 'nunca ha dado libertad'. Además, anunció que, en caso de aprobarse la prohibición contra los toros, su entidad recurrirá al amparo del TC. También declaró que, si la norma sale adelante, los taurinos deberán exiliarse fuera de Catalunya 'para no pagar impuestos aquí'.

Los convergentes lamentan que el tono del debate se haya endurecido

Aun así, los defensores de la fiesta afirmaron estar tranquilos porque los números están de su parte. Corrales dijo que su bando cuenta con los votos socialistas aunque oficialmente el PSC no se ha pronunciado, los del PP y los del Grupo Mixto y que sólo necesitan cuatro votos convergentes para que la norma quede en pura anécdota.

Josep Rull, portavoz de CiU en asuntos taurinos, desmintió que Unió Democràtica de Catalunya haya prometido diez votos para garantizar la fiesta, y lamentó las presiones de los taurinos: 'Hasta ahora todo el proceso se ha llevado de manera elegante, nos preocupa que esto haya cambiado'.