Público
Público

Un testigo vio a Carcaño con una silla de ruedas y ropa distinta

Los padres de Marta del Castillo anuncian que denunciarán al 'Cuco' por perjurio

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Diego C.M., vecino de Miguel Carcaño en la calle León XIII de Sevilla, le vio la noche de la muerte de Marta del Castillo con una silla de ruedas 'de color verde turquesa' en el portal de su bloque de viviendas.Así lo declaró en la sexta jornada del juicio por la muerte de la joven sevillana.

El testigo precisó ante la Audiencia de Sevilla que Carcaño 'ni entraba ni salía': según su declaración, el principal acusado del crimen de Marta del Castillo 'estaba frente a un espejo como arreglándose la chaqueta'.

El vecino también explicó al tribunal que Carcaño se cambió de ropa el día del crimen. Primero le había visto entre las 19:00 horas y las 20:00 horas, y luego a las 1:30 horas de la madrugada, al salir a tomar algo con unos amigos. 'En una ocasión iba vestido de claro y otra de oscuro', explicó Diego C.M.

El testigo, protegido por una mampara explicó que al salir de madrugada del portal no vio ningún vehículo 'en actitud de espera' ni oyó ruidos en la vivienda de Carcaño: sólo le vio con la silla de ruedas. Al volver de tomar las copas, Diego C.M. ya no vio nada que le llamara la atención. La declaración no es nada positiva para Carcaño.

Después le tocó declarar a los policías que investigaron el caso, en concreto cinco. El primero de ellos dijo al tribunal que los agentes sospecharon desde el primer momento de Carcaño aunque no lo detuvieron hasta veinte días después.

El inspector declaró que nada mas conocer la desaparición de la joven descartaron la fuga voluntaria porque todos los amigos decían que era 'una niña con hábitos normales, sin problemas de estudios y sin riesgo de fuga'.

Carcaño fue el único que les dijo que Marta estaba harta de sus padres y que se pensaba ir de casa cuando cumpliese los 18 años, lo que despertó las sospechas de los investigadores. Pese a ello el inspector ha dicho que todavía ahora, más de dos años después, 'todas las líneas de investigación siguen abiertas, incluso la fuga voluntaria o un accidente'.

En cuanto a Carcaño, el policía manifestó que varios conocidos lo definieron desde el principio como 'de carácter violento y una persona que no controla sus impulsos'.

Además, todos los agentes negaron que hubiera malos tratos y presiones a los detenidos. 'No hubo ningún tipo de presión, no hubo golpes, y nadie pintó planos', dijo uno de los policáis. Hay que recordar que Samuel Benítez declaró que la Policía le pintó un plano y le indicó el punto desde donde tenía que decir que tiró el cuerpo de Marta al río Guadalquivir.

Este miércoles también se ha conocido que los abogados de los padres de Marta están preparando un recurso para acusar a El Cuco de perjurio: entienden que mintió al tribunal en su declaración de ayer, martes , como testigo en el juicio. Los letrados de la acusación han observado contradicciones en su versión de lo sucedido el 24 de enero de 2009. El padre de Marta aseguró a los medios que se va a demostrar que lo que dijo El Cuco 'es mentira'.

Por su parte, la madre de Marta del Castillo, Eva Casanueva, señaló que es 'muy indignante' oír la versión de los acusados y que el asesino confeso, Miguel Carcaño, 'no lo pudo hacer solo', por lo que espera que la Justicia 'sea contundente con ellos' .