Público
Público

Touriño pasa a la ofensiva

El presidente de la Xunta carga contra el PP por "sabotear" el AVE a Galicia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Tras dos semanas en la diana del PP por gastar 480.000 euros en un coche oficial blindado, el líder de la Xunta, Emilio Pérez Touriño, ha pasado a la ofensiva. Crucificado, también por los conservadores, a cuenta de la remodelación del Área de Presidencia, cifrada en dos millones, el dirigente socialista ha devuelto el golpe. El severo tropiezo del PP con el AVE gallego, cuya partida pide reducir a la mitad, le ha suministrado toda la munición.

Llamémoslo contraatacar. Luchar en un tema nuclear para los gallegos a pocos meses de los comicios autonómicos. El PP, dijo Touriño el sábado en Lugo, comanda un “auténtico sabotaje” a la alta velocidad. Sus palabras fueron arropadas ayer por su partido y por su socio en el Gobierno, el BNG.

La cuenta se la han servido, pues, los conservadores. Como avanzó Público el sábado , el PP ha registrado en el Congreso una enmienda para rebajar de modo drástico las inversiones previstas en los Presupuestos del Estado de 2009 para llevar el AVE desde Lubián (Zamora) a Galicia. El Ejecutivo de Zapatero ha reservado una partida de 254 millones de euros.

El PP ve ahora esa asignación “demagógica”, por “inviable”, y pide recortarla en 134 millones. Lástima que el 30 de septiembre, cuando Solbes presentó las cuentas, los conservadores gallegos sacaran una nota donde se alegraban de que “por fin” el Gobierno destine “250 millones para el trayecto Lubián-Ourense”, una “reivindicación” por la que llevaban “años peleando”.

El PP les ha enmendado la plana en Madrid. “No es razonable, no es de recibo y es un auténtico sabotaje a una demanda que debería ser de Galicia entera”, proclamó Touriño en Lugo tras expresar su “asombro” por el zigzag del PP. “Es un boicot total a los mejores Presupuestos de la historia para esta región”, comentaba ayer indignada a este diario la número tres del PSdeG-PSOE, Mar Barcón. “Pero a Alberto Núñez Feijóo [líder del PP gallego] le da igual que el AVE no llegue. Se le ha visto su forma frívola de entender la política: sólo le preocupan las elecciones. No recuerda que el PP, con Fraga y Aznar, se olvidó de las infraestructuras”, añadió.

Manuel Vázquez, conselleiro de Medio Ambiente, salió ayer a defender a Touriño en el otro flanco, el del “afán por el lujo” con que le azuzaba el PP. El presidente de la Xunta, dijo, es un ejemplo de “austeridad”, y no los conservadores, “reyes del mambo y del despilfarro”.

Feijóo no tenía más salida que protegerse y apremiar a Zapatero para que dé una fecha de aterrizaje del AVE. “Si el PSdeG nos apoya, contaremos con 370 millones más de inversión”, reiteró ayer. Pero claro, “los políticos que viven en sus despachos y en sus coches oficiales” no se dan cuenta de eso, había abundado el sábado.

El PP exige los cambios “para evitar el incumplimiento de los Presupuestos y que de verdad se pueda avanzar en la puesta en marcha del AVE”. Feijóo alude a la letra de la enmienda, que destina los 134 millones del recorte a autovías y también a tramos internos de ferrocarril. Una “locura” para Barcón, pues la conexión con la Meseta vía Lubián es “esencial”.

En el BNG celebran que “por fin Touriño haya actuado como presidente de la Xunta, acallando al PP y presionando a Madrid”, subraya el portavoz en la Cámara autonómica, Carlos Aymerich. El nacionalista reconoce que Rajoy ha echado a Feijóo “a los leones” con la enmienda, mostrando su “poco sentido de país”. El PP sufre de “doble discurso”: pedir “todo” en Galicia y en la oposición y no hacer “nada” en el Gobierno y en Madrid. “Pero eso ya le ocurrió al PSOE”, dice. Que hay que marcar territorio.