Público
Público

El Tribunal de Cuentas indagará la presunta trama de Blasco

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Tribunal de Cuentas investigará las presuntas irregularidades en la concesión de subvenciones para proyectos de cooperación cometidas por la Generalitat Valenciana. El órgano auditor recibió el pasado mes de abril un informe de la entidad homóloga en el País Valencià, la Sindicatura de Comptes, en el que se alertaba de la falta de documentación justificativa en el expediente de una subvención de 1,6 millones de euros para planes de desarrollo en Nicaragua.

El Tribunal de Cuentas ha decidido abrir una investigación al respecto, según informó el miércoles Efe. En concreto, será el departamento de enjuiciamiento de este órgano el que se encargue de llevar a cabo la investigación. En el escrito se afirma que se inician las pesquisas 'por si se estimara oportuna alguna actuación en el ejercicio de la función jurisdiccional contable'. A partir de ahora, el Tribunal investigará si ha habido algún perjuicio para las arcas públicas. En el caso de que lo halle, dirimirá si lo sucedido se limita a una mala actuación administrativa o si, por el contrario, puede suponer un delito. En este último caso, derivará el asunto a los tribunales. el Tribunal investigará si ha habido algún perjuicio para las arcas públicas

La subvención investigada fue adjudicada por la Conselleria de Solidaritat i Ciutadanía, que fue suprimida tras las últimas elecciones. Durante la pasada legislatura fue dirigida por Rafael Blasco, actual portavoz del Grupo Popular en Les Corts Valencianes. Blasco declinó ayer hacer cualquier valoración sobre la noticia, según informa Efe.

La ayuda económica ascendía a 1,8 millones de euros y fue concedida a la Fundación Cultural y de Estudios Sociales Cyes. Según denunció el PSOE valenciano hace un año, la mayor parte del dinero (1,3 millones) nunca llegó a Nicaragua porque fue utilizada por la fundación para la compra de dos pisos en Valencia.

El Tribunal investigará si ha habido algún perjuicio para las arcas públicas

La Conselleria de Solidaritat i Ciutadania negó la veracidad de las acusaciones. Desde esta administración se explicó que la fundación llegó a proponer la compra de los inmuebles en su proyecto, pero esta idea fue formalmente rechazada. Según la conselleria, el dinero se destinó al proyecto inicialmente acordado en Nicaragua. El departamento de Blasco aportó facturas que, según el entonces conseller, fueron presentadas por Cyes y probaban que el dinero fue utilizado en los fines adecuados. Blasco llegó a presentar querellas contra la diputada socialista que detectó y publicitó las presuntas irregularidades, Clara Tirado. Por su parte, Tirado llevó el caso a la Fiscalía, que todavía no se ha pronunciado.

Tras conocerse el supuesto desvío de dinero, Blasco anunció que pediría una investigación al órgano auditor de la Generalitat Valenciana, la Sindicatura de Comptes. Esta cumplió con su cometido y, en abril de este año, hizo públicos sus resultados. La entidad reveló que había 1,1 millones de euros que no están justificados suficientemente. En otras palabras, los auditores no encuentran suficientemente creíbles las facturas que la fundación aportó a la conselleria. El informe, además, reprocha a la conselleria que no comprobara suficientemente 'los requisitos de experiencia previa' que la ONG debía aportar.

Por su parte, la conselleria negó que el informe hallara irregularidad alguna. La sindicatura, afirmaron en abril desde el departamento, se limita a pedir que se complete documentación, pero no señala irregularidad alguna. La diputada Clara Tirado ejercerá la acusación pública en la investigación que llevará a cabo a partir de ahora el Tribunal de Cuentas, que ya ha pedido a la Generalitat que presente sus alegaciones.