Público
Público

Zapatero ultima nuevos pasos para intentar "la remontada"

El presidente presentará el día 18 en el Congreso iniciativas novedosas para "dinamizar la economía". Hoy implicará a los barones del PSOE para reformar las políticas activas de empleo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Primero fue el pacto de estabilidad con el PNV y Coalición Canaria; después, la reorganización a fondo del Gobierno y, la próxima semana, será el arranque de 'una fase distinta' en la lucha contra la crisis, centrada en la reforma de las políticas activas de empleo y otras 'medidas dinamizadoras' de la economía. José Luis Rodríguez Zapatero sigue así, paso a paso, el plan que diseñó durante el verano para lograr 'la remontada' que, según destacó ayer el propio presidente del Gobierno ante la ejecutiva del PSOE, ha empezado ya a reflejarse en las encuestas de opinión.

'Estamos en un momento políticamente muy importante, después de haber conseguido la estabilidad parlamentaria para llegar al final de la legislatura y después de los cambios en el Gobierno, que han sido muy bien recibidos, no sólo por la ciudadanía en general, sino especialmente por nuestra militancia', resumió el secretario de organización del PSOE, Marcelino Iglesias.

Zapatero cree que el repunte del PSOE se verá ya en las municipales

El presidente comentó durante la reunión de la ejecutiva que los últimos sondeos publicados contienen datos que confirman la capacidad de recuperación electoral del PSOE. Así, destacó que, aunque la mayoría dice creer que perderán las próximas elecciones generales, también asegura que preferiría que siguieran gobernando los socialistas. Y juzgó posible que el repunte ya se plasme en las elecciones municipales y autonómicas de mayo de 2011. Incluso en las que este mes se celebrarán en Catalunya, donde espera que el PSC obtenga unos resultados mejores que los augurados por los sondeos.

Los empleos 'vacantes'

Pero Zapatero no esperará fumándose un puro. El presidente del Gobierno presentará el día 18 en el Congreso los contenidos detallados de la 'nueva agenda social' que anunció el 23 de octubre durante la reunión del comité federal del PSOE'. Será la materialización del espíritu de Ponferrada, la ciudad donde empezó a insuflar a su partido la posibilidad de dar la vuelta a las encuestas y ratificó su determinación de llevar a cabo las reformas necesarias para modernizar la economía y acelerar la salida de la crisis. Zapatero quiere que las reformas más importantes se puedan aplicar ya a comienzos de 2011.

El presidente quiere que las nuevas reformas se apliquen en enero

Con indicios de que se podría estar ya saliendo de la crisis, para cruzar este Rubicón ha subrayado en su pizarra tres palabras: 'empleo, empleo, empleo'. Por eso, la iniciativa de la 'nueva agenda social' a la que concede mayor importancia es la reforma de las políticas activas de empleo. Los otros dos eslabones que juzga fundamentales son la formación, sobre todo la profesional, y la conciliación de la vida laboral y familiar. Y todo ello implica cambios prácticos, pero también culturales.

El Gobierno lleva meses estudiando los modelos que funcionan en otros países, con especial atención a Dinamarca, Suecia, Holanda y Austria, países con porcentajes de paro relativamente bajos y altas cuotas de competitividad. Una de las claves sobre las que Zapatero quiere hacer pivotar la reforma es el dato que aportó a la ejecutiva Jesús Caldera, responsable de la Fundación Ideas y ex ministro de Trabajo: se calcula que en Europa existen tres millones de puestos de trabajo sin cubrir por falta de aspirantes con la adecuada cualificación; es decir, con la formación requerida para su desempeño. Es el concepto de 'empleabilidad', que en los planes del Ejecutivo aparece vinculado a la reforma de la educación para conectarla con el mercado laboral.

Otra clave de los planes de Zapatero es el principio de que las políticas sociales, que tradicionalmente se aplican con un sentido de protecciónsubsidios, pueden servir para dinamizar la economía. Como explicó Iglesias, 'no se trata de gastar más, sino de gastar con más eficacia'.

El Gobierno busca modelo en Dinamarca, Suecia, Holanda y Austria

A las políticas activas de empleo se destinan 12.000 millones de euros, pero hasta ahora se han gastado en actividades relacionadas básicamente con el ámbito de la construcción y se quieren conectar con 'los sectores económicos de futuro'.

Puesto que la competencia sobre esas políticas están transferidas a las comunidades autónomas y también buena parte de las relacionadas con la educación, el concurso de las comunidades autónomas se hace imprescindible para que las reformas que propondrá el Gobierno resulten efectivas.

El presidente buscará primero la complicidad de los barones del PSOE, con los que se reúne hoy en una convocatoria del consejo territorial a la que asistirán también el ministro de Trabajo y, de forma inhabitual, los tres vicepresidentes del Gobierno. Después, según anunció ayer Iglesias, se buscará el concurso de las comunidades gobernadas por el PP a través de las conferencias sectoriales que se celebran en el Senado.

No obstante, el Gobierno conserva la potestad de marcar las políticas directrices y espera que los agentes sociales también respalden los cambios que propondrá, de modo que las nuevas iniciativas podrían contribuir a relanzar el quebrado Diálogo Social. La implicación de empresarios y sindicatos se juzga de especial importancia para avanzar en la conciliación laboral y familiar.

Con la 'nueva agenda social', Zapatero persigue, además, proporcionar a su partido un discurso ideológico sobre la salida de la crisis ante las próximas confrontaciones electorales.