Publicado: 08.01.2016 07:54 |Actualizado: 08.01.2016 07:54

Echan a Justin Bieber del parque arqueológico de Tulum, en México 

El personal de seguridad del cantante discutió con los vigilantes porque el intérprete, de vacaciones en México, quería escalar una estructura en las ruinas de la antigua ciudad maya. Debido al altercado, no se le permitió completar su recorrido y tuvo que abandonar el sitio arqueológico.

Publicidad
Media: 4
Votos: 3
Comentarios:
Fotografía cedida por la compañía turística AllTourNative, que muestra a la estrella pop canadiense Justin Bieber de vacaciones en la Riviera Maya./ EFE

Fotografía cedida por la compañía turística AllTourNative, que muestra a la estrella pop canadiense Justin Bieber de vacaciones en la Riviera Maya./ EFE

CANCÚN (MÉXICO).- El cantante canadiense Justin Bieber fue echado este jueves de la zona arqueológica de Tulum, en el sudoriental estado mexicano de Quintana Roo, después de que su personal de seguridad se enfrascara en un altercado verbal con los guardas del lugar, según relevaron fuentes culturales.

Adriana Velázquez, delegada del Instituto Nacional de Antropología a Historia (INAH) en Quintana Roo, dijo que la discusión se produjo porque el intérprete pretendía escalar una estructura en las ruinas de la antigua ciudad maya, algo que no está permitido por las autoridades del sitio.



Los vigilantes pidieron la intervención del cuerpo de Gendarmería de la Policía Federal, que envió agentes al lugar, pero "no fue necesaria su intervención" porque los ánimos se calmaron, dijo Velázquez. Sin embargo, a Bieber no se le permitió completar su recorrido y tuvo que abandonar el sitio arqueológico, uno de los más visitados del país, ubicado en la Riviera Maya.

La estrella pop, de 21 años, ha estado recorriendo la zona en los últimos días en compañía de amistades y este jueves nadó con delfines en un delfinario privado.

El martes visitó el parque Jungla Maya, con un tour que ofrece la empresa AllTourNative, que promueve el turismo sostenible, según indicaron fuentes de la compañía. A su llegada al lugar, donde fue reconocido por algunos a turistas, el cantante acudió a la taquilla para pagar las entradas de todo su grupo.

El también actor y compositor pidió desalojar a la mayoría de las personas que estaban en el lugar para divertirse de manera más cómoda, pero los administradores le dijeron que no podían hacerlo porque los turistas ya estaban dentro y, a cambio, le ofrecieron privacidad durante su recorrido.

El intérprete y sus acompañantes hicieron rappel, subieron a dos tirolesas y participaron en una ceremonia maya con un chamán.