Público
Público

Los activistas de la Flotilla a Gaza son pesimistas

La expedición asume que la salida de la Segunda Flotilla de la Libertad podría "ir para largo". Grecia considera la Franja como parte de Israel

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Grecia ha conseguido que los activistas de la Segunda Flotilla de la Libertad vayan perdiendo las esperanzas de partir hacia Gaza en los próximos días. Al comunicado hecho público por el Gobierno griego, por el que prohibe a todos los barcos salir hacia la Franja desde un puerto del país heleno, se unieron el viernes las acciones militares efectuadas por el Ejército para impedir la salida de la expedición. Movimientos que hoy se mantuvieron.

Al cierre de esta edición, el Gernika buque en el que tienen previsto viajar 50 activistas del Estado español y que está en el puerto de Kolimpary, en Creta seguía rodeado por militares. Delante tenía una patrullera de la Marina griega que impedía cualquier movimiento del barco.

Rumbo a Gaza denuncia el «secuestro ilegal» de su barco

Manuel Tapial, portavoz de Rumbo a Gaza y dueño del barco, denunció que por la mañana 'cortaron la luz' de la embarcación en la que han pasado la noche 24 activistas. Ante nuevos posibles contratiempos, un equipo vigiló el barco durante todo el día. Tapial denunció que 'el secuestro' al que ha sometido el Gobierno griego a los barcos de la Flotilla 'es ilegal'.

Pero Grecia sostiene que se ajusta al derecho. Si, en un primer momento, el ministro de la Defensa de los Ciudadanos, Christos Papoutsis, hizo pública en un comunicado la prohibición de zarpar hacia Gaza, sin dar más explicaciones, de madrugada, argumentó en un segundo texto que la decisión de prohibir la salida se ajusta al artículo 128 del código de derecho público naval.

En el comunicado reconoce la potestad de Israel sobre Gaza. Recuerda 'la declaración de bloqueo naval de la parte del Estado de Israel en la región marítima de Gaza y la declaración de las autoridades israelíes en cuanto al uso de la violencia contra todos esos que traten de violar el bloqueo'.

El Gernika' esperará en Creta hasta poder salir a aguas internacionales

También apunta los 'riesgos inminentes' que podría ocasionar la expedición 'en la vida y la seguridad' de los participantes en la misma, y recuerda la carta del secretario general de Naciones Unidas, Ban Ki-moon, advirtiendo de los peligros de la misión. Finalmente, defiende el derecho 'de los intereses nacionales griegos'.

El ánimo de los activistas ha decaído en las últimas 24 horas. Muchos de ellos dan por perdida la posibilidad de llevar a Gaza las toneladas de ayuda humanitaria de forma inmediata. Y Tapial explicó que 'la gente ha asumido que esto va para largo'.

No por eso dejarán de intentar emprender el viaje en las próximas horas, aun siendo conscientes del riesgo de ser detenidos por las autoridades griegas. Rumbo a Gaza, que impulsa la participación del Gernika, baraja la posibilidad de mantenerse en Kolimpary hasta conseguir el permiso para zarpar hacia aguas internacionales. Otra opción es poner el buque rumbo a un puerto español.

Está previsto que el domingo llegue a Creta el grupo de periodistas que se embarcará en el buque, junto al eurodiputado de IU, Willy Meyer, y los activistas que seguían en Atenas.