Público
Público

Los apuros de una ministra por sus amigos de Túnez

La titular de Exteriores francesa viajó en el jet de un allegado del dictador

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La presión sobre Michèle Alliot-Marie, la ministra de Exteriores francesa que estuvo apoyando al clan del dictador tunecino Ben Alí hasta el último segundo, está creciendo. Y es que lo revelado este miércoles por Le Canard Enchainé constituye una auténtica bomba para una ministra ya muy comprometida. Según el semanario, la canciller pasó las vacaciones de fin de año en Túnez y, mientras la calle rugía contra el tirano, voló en un jet privado de un hombre de negocios allegado al poder de Ben Alí.

Entre Navidad y Fin de Año, la ministra pasaba las vacaciones en Túnez con su pareja, el también ministro Patrick Ollier. Para ir desde la capital tunecina hasta la idílica península de Tabarka podía haber tomado un coche y circular durante dos horas. No le pareció buena solución, y la pareja subió a bordo del jet del multimillonario Aziz Miled. Miled es íntimo de la canciller desde hace años, y también es socio de Belhassem Trabelsi, cuñado de Ben Alí, que figura en la lista de personas cuyos haberes en Suiza están bloqueados.

Este miércoles, la oposición disparó contra la ministra, y el diputado verde Yves Cochet dijo simplemente en la Asamblea Nacional: 'Madame, partez!' ('¡Señora, váyase!'). La ministra quitó hierro, afirmando que 'sólo fue un vuelo de unos 20 minutos', y aseguró que siempre paga sus vacaciones de su bolsillo, afirmación que carece de sentido puesto que es imposible pagar billete por un vuelo en el jet de un amigo.

Mal puede esa defensa ser suficiente. La ministra, que provocó la ira hace tres semanas al proponer formación de los antidisturbios franceses a los policías tunecinos, ya tuvo que explicarse ante los diputados, y dijo no haber autorizado ninguna exportación de material antidisturbios. Este miércoles se reveló que esa afirmación era mentira: hubo cuatro autorizaciones gubernamentales de venta de granadas lacrimógenas a las fuerzas de Ben Alí.

Mientras, el exministro de Interior tunecino Rafik Belhaj Kacem fue detenido el martes por la noche por su supuesta implicación en la represión de las protestas de diciembre y enero pasado que provocaron la caída de Ben Alí, según informa Efe. El presidente interino, Fuad Mebaza, anunció este miércoles los nombres de los nuevos gobernadores de las 24 provincias del país.