Público
Público

El asesino de Winnenden tenía acceso al 'arsenal' de su padre

La Policía señala a una negligencia del padre en el fácil acceso a las armas del que disponía Tim K. Disponía de un gran número de armas en su casa, pero no había establecido la suficiente seguridad para im

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Policía alemana informó hoy de que los padres del agresor han abandonado Winnenden porque quieren estar tranquilos. El padre de Tim K. está en el ojo del huracán, ya que disponía de un importante arsenal en su casa, armas todas ellas con licencia, y aparentemente no había establecido la suficiente seguridad para impedir que su hijo tuviera acceso a él.

Según el jefe de la Policía de Waiblingen, 'todo apunta a una negligencia del padre en lo que se refiere a la custodia de un arma'. Así las cosas, indicó que deberán ser los fiscales los que determinen si hubo una infracción de la ley de posesión de armas y por tanto si 'se tomarán medidas contra los padres o el padre'.

Entretanto el instituto Albertville, donde comenzó ayer la matanza poco después de las 9:30 horas, permanece cerrado hasta nueva orden y en él la Policía ha encontrado numerosa munición que presuntamente se le cayó al agresor durante su apresurada huida.

Mientras, las víctimas en primera persona de los disparos de Tim K. en varias aulas y en los pasillos y los familiares de los fallecidos siguen recibiendo atención psicológica para tratar de superar la tragedia vivida. Por otra parte, todavía continúan ingresados en el hospital nueve heridos del tiroteo, si bien la vida de ninguno de ellos corre peligro y de hecho se espera que tres de ellos puedan ser dados de alta muy pronto. Se trataría de cinco alumnos, dos profesores y dos agentes.