Publicado: 17.11.2015 19:36 |Actualizado: 18.11.2015 09:33

Intento de atentado en el estadio de Hannover donde se iba a jugar el Alemania-Holanda

-El estadio HDI-Arena ha sido evacuado por "un artefacto que estaba preparado para ser detonado dentro del recinto". El ministro del Interior de la Baja Sajonia afirma que, por el momento, no han encontrado explosivos en el estadio. El partido, al que acudía Merkel con todos sus ministros ha sido suspendido.

-También ha sido evacuada una sala de conciertos cerca del estadio y la estación central de tren de la ciudad, al hallar otro objeto sospechoso.

-Un periódico local afirma que la Policía ha hallado una furgoneta-bomba camuflada como una ambulancia enfrente del estadio HDI-Arena.

Publicidad
Media: 2.46
Votos: 13
Comentarios:
17/11/2015. Dos agentes de la policía permanecen en las gradas antes del partido amistoso entre Alemania y Holanda en el IDH-Arena en Hannover (Alemania) hoy, 17 de noviembre de 2015. El IDH Arena ha sido evacuado por "razones de seguridad" y el partido h

Dos policías, antes del partido entre Alemania y Holanda en el IDH-Arena en Hannover. EFE/Julian Stratenschulte

BERLÍN.- El estadio HDI-Arena de Hannover donde se iba a jugar el Alemania-Holanda ha sido evacuado por "un artefacto que estaba preparado para ser detonado dentro del recinto", según ha afirmado el jefe de Policía de Hannover, Wolker Kluwe. El partido, que iba a disputarse a las 20.45 horas ante más de 30.000 personas, ha sido suspendido posteriormente. La canciller alemana, Angela Merkel, y todos los ministros del Gobierno alemán tenían previsto acudir al encuentro.

Sin embargo, Boris Pistorius, ministro del Interior de la Baja Sajonia ha afirmado que, pese a las amenazas, no que se han hallado por el momento explosivos en el interior del recinto, así como tampoco hay detenciones. "Ha sido una decisión extremadamente difícil, pero la hemos tomado después de (recibir) muchas piezas de información que indicaban una amenaza concreta", ha asegurado sobre la suspensión el ministro del Interior alemán, Thomas de Maiziere, que ha añadido que esta información les ha llegado por una fuente extranjera. "Los indicios se han consolidado de tal manera" que, "tras una cuidadosa reflexión" y para garantizar "la protección de las personas", se ha decidido cancelar el partido, ha añadido.

Un periódico local afirma, asimismo, que la Policía ha hallado una furgoneta-bomba camuflada como una ambulancia enfrente del estadio HDI-Arena. Una sala de conciertos muy próxima al estadio, donde iba a tener lugar un concierto, también ha sido evacuada. Estaba previsto que en este lugar, con capacidad para 14.000 personas, tocase esta noche la banda alemana The Söhne Mannheims.  La Policía también habría encontrado un artefacto sospechoso en la estación central de trenes de Hannover, que también ha sido desalojada. La Policía, además, ha pedido a los ciudadanos de Hannover que se queden en sus casas y que eviten las multitudes.

La Policía alemana, por su parte, ha afirmado que después de abrir las puertas del recinto recibieron "una advertencia de que iba a estallar una bomba en el estadio". Kluwe, en declaraciones a la cadena de televisión pública ARD, aseguró que tras detectar el peligro, como las puertas del estadio llevaban sólo 20 minutos abiertas, decidieron no dejar entrar a nadie más y evacuar a los aficionados que ya habían entrado, una acción que transcurrió sin incidentes.



La canciller alemana no llegó al estadio, al ser suspendido el choque antes de tiempo y ya vuela hacia Berlín. Mientras, los jugadores germanos y los holandeses han emprendido también el camino de vuelta.

Este lunes ya se suspendió el choque entre la selección española y Bélgica. Uno de los dos detenidos en Bruselas en relación con los atentados de París había asegurado haber conducido el pasado sábado al presunto terrorista fugado Salah Abdeslam hasta el estadio Rey Balduino de Bruselas.

La evacuación y posterior suspensión se produce sólo cuatro días después de los atentados en París que comenzaron con dos ataques suicidas y una bomba en los alrededores del Stade de France, donde jugaban Francia y la propia Alemania.

El choque que de momento sí sigue adelante es el que jugarán Inglaterra y Francia en el estadio londinense de Wembley, que además servirá como homenaje a las víctimas de los ataques del pasado viernes.