Publicado: 20.01.2016 10:55 |Actualizado: 20.01.2016 18:18

'El Chapo' Guzmán, custodiado y vigilado con medidas extremas

Desde que el narco mexicano fue de nuevo capturado se ha incrementado la seguridad en el penal de El Antiplano. Guzmán es vigilado por perros que detectan su olor y los guardias le cambian de celda constantemente.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Soldados del Ejército mexicano custodian la prisión del Altiplano, en el central Estado de México, donde se encuentra recluido Joaquín "El Chapo" Guzmán.- EFE

Soldados del Ejército mexicano custodian la prisión del Altiplano, en el central Estado de México, donde se encuentra recluido Joaquín "El Chapo" Guzmán.- EFE

MÉXICO.- Perros entrenados para detectar específicamente el olor de Joaquín "el Chapo" Guzmán y cámaras de vídeo portátiles son parte de las medidas de vigilancia para evitar una nueva fuga del narco.

Los perros se mueven siempre acompañados por un guía humano dentro de la prisión de máxima seguridad del Antiplano, en el central Estado de México, señaló el periodista Carlos Loret en una columna del diario El Universal.



Guzmán fue recapturado el 8 de enero pasado en Los Mochis, estado de Sinaloa, y fue ingresado nuevamente en el Altiplano, de donde se había fugado del 11 de julio de 2015 por un túnel de 1,5 kilómetros de largo.

Desde entonces, las autoridades revisaron los protocolos de seguridad, introduciendo los perros "huele-Chapo", reforzando los pisos con mallas de acero y cambiando constantemente de celda al prisionero. En sus desplazamientos por la cárcel, siempre esposado, le siguen perros que reconocen su olor y prueban su comida para evitar un envenenamiento. El número de cámaras de vigilancia se ha multiplicado para llegar al millar, y en la zona de máxima seguridad se han desplegado nuevos sensores térmicos. 

En las primeras cinco noches de 'El Chapo' en prisión, fue cambiado de celda en siete ocasiones sin seguir ningún patrón, y puede estar en una celda horas o minutos siempre bajo supervisión especial.

Cuando Guzmán se traslada dentro de la prisión lo hace vigilado por guardias que portan cámaras de vídeo en sus cascos, y uno de ellos permanece siempre frente a su celda para grabar los movimientos del narcotraficante.

Además, según indica El País se le han bloqueado las visitas y para evitar la construcción de túneles se han instalado rejas de acero reforzado en el suelo y se ha mejorado el sistema de alarma subterránea. 

Toda la información se centraliza. Un mando único, a las órdenes del servicio de inteligencia, dirige la operación. A su cargo trabaja un “equipo de élite”, según el diario, formado por 35 agentes. Incluso se ha reducido el número de internos de El Altiplano. Un averno en el que cumplen condena los mayores criminales de México.

Los especialistas consideran prácticamente nulas las posibilidades de que escape ahora mismo. Pero saben que con el tiempo las medidas se relajarán. 'El Chapo', y eso nadie lo duda, ya debe estar tramando su fuga.