Público
Público

Chávez desarrollará energía nuclear pero no fabricará bombas atómicas

"Venezuela entra en el camino de la energía nuclear (...) con fines pacíficos por supuesto", recalca Chávez

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Hugo Chávez no tiene planes de fabricar una bomba atómica aprovechando la transferencia de tecnología nuclear de Rusia.

'Nos señalarán de que vamos a hacer bombas atómicas. No, nosotros no vamos a hacer bombas atómicas', ha afirmado rotundo para matizar poco después: 'Pero sí vamos a desarrollar en Venezuela la energía nuclear con apoyo ruso'.

El presidente venezolano ha afirmado durante el discurso de apertura de la conferencia Dos siglos de la independencia de América Latina en la Biblioteca de Lenguas Extranjeras de Moscú que 'Venezuela entra en el camino de la energía nuclear. Está de más decirlo, pero lo voy a decir, con fines pacíficos por supuesto'.

Chávez aboga por promover la energía nuclear como alternativa a otras fuentes de energía

'Eso tiene que saberlo el mundo y nada nos va a detener, somos libres, soberanos e independientes', ha recalcado Chávez, que siempre ha defendido el derecho de cada país, incluido Irán, a desarrollar un programa nuclear con fines civiles.

Chávez adelantó antes de viajar a Rusia que firmará en Moscú un acuerdo estratégico que allanará el camino para que Caracas adquiera tecnología nuclear y para la construcción por ingenieros rusos de la primera central atómica en territorio venezolano.

Durante su anterior visita a Rusia en septiembre de 2009 el primer ministro ruso, Vladímir Putin, prometió a Chávez que estudiaría la posibilidad de cooperar en el uso de la energía nuclear, eso sí, con fines pacíficos.

'Estamos dispuestos a estudiar la posibilidad de cooperar en la utilización conjunta de la energía nuclear con fines pacíficos', dijo Putin.

Chávez aboga por promover la energía nuclear para la generación de electricidad, como alternativa a otras fuentes de energía más contaminantes, siguiendo el ejemplo de países como Brasil y Argentina.

El líder bolivariano ha señalado a la energía nuclear como una alternativa ante el aumento especulativo de los precios del petróleo y la reducción de las reservas de hidrocarburos en todo el mundo.

Pese a las presiones de Estados Unidos, el consorcio estatal ruso Atomstroyexport puso recientemente en marcha la primera central nuclear iraní en Bushehr, a orillas del golfo Pérsico.