Público
Público

Corea del Norte confirma la detención de un activista de EEUU

Las autoridades dice que el estadounidense está siendo investigado por entrar ilegalmente en el país

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Las autoridades de Corea del Norte han confirmado que el pasado jueves detuvieron a un activista estadounidense por cruzar ilegalmente su frontera con China.

'Un estadounidense fue detenido el 24 de diciembre tras entrar ilegalmente a Corea del Norte a través de la frontera con China y está siendo investigado por las autoridades competentes', informó hoy la agencia oficial norcoreana KCNA. No obstante, la agencia norcoreana no precisó el nombre ni ningún detalle más acerca del detenido.

Según medios surcoreanos, Robert Park, de 28 años, un misionero y activista pro derechos humanos de origen coreano, cruzó el pasado jueves la frontera desde el lado chino con el objetivo de entregar una carta al líder norcoreano, Kim Jong-il, y pedirle el cierre de los campos de trabajo norcoreanos.

Días antes, Park había dicho en Seúl que quería la libertad para los 23 millones de norcoreanos y que, en caso de que fuese detenido en Corea del Norte, no quería que el Gobierno estadounidense lo liberase. De acuerdo con el diario surcoreano JoongAng, el activista gritó al cruzar la frontera: 'Soy ciudadano estadounidense. He traído el amor de Dios. Dios os ama y os bendice'.

Robert Park es un representantes de grupos cristianos que han condenado la situación de derechos humanos en Corea del Norte y que han previsto protestas en EEUU, Suráfrica y Japón dentro de una campaña para transmitir a la opinión pública la situación en el régimen de Kim Jong-il.

'He traído el amor de Dios. Dios os ama y os bendice'

En agosto Corea del Norte liberó a dos periodistas estadounidenses de origen asiático que había condenado a doce años por entrada ilegal al país comunista, gracias a la mediación del ex presidente de EEUU Bill Clinton.

Las dos periodistas habían sido detenidas en marzo en la frontera norcoreana con China mientras grababan imágenes para un documental sobre el tráfico de refugiadas norcoreanas. En enero próximo está previsto el viaje a Seúl del enviado especial de Estados Unidos para los derechos humanos en Corea del Norte, Robert King.