Publicado: 17.11.2015 10:51 |Actualizado: 17.11.2015 13:29

Egipto niega que haya arrestos de empleados de Sharm al Sheij por el atentado del avión ruso

Este martes Rusia ha confirmado que un artefacto casero estalló en el avión siniestrado en el Sinaí el pasado 31 de octubre.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Foto de archivo de un aeropuerto.

Foto de archivo de un aeropuerto.

EL CAIRO.- El Ministerio egipcio de Interior negó este martes que dos trabajadores del aeropuerto de la ciudad de Sharm al Sheij, de donde despegó el avión ruso atentado el pasado 31 de octubre, hayan sido detenidos en relación al supuesto atentado.

"Un responsable del centro de información de seguridad negó las informaciones difundidas por varios medios sobre la retención de dos trabajadores del aeropuerto de Sharm al Sheij por haber ayudado a poner una bomba en el avión", aseguró Interior. "Esta información es totalmente falsa", añadió en un comunicado.



La información sobre las detenciones apareció poco después de que Moscú reconociera que el avión ruso explotó por una bomba colocada por terroristas, lo que causó la muerte a sus 224 ocupantes.

"En el vuelo explotó un artefacto explosivo de una potencia de 1,5 k de trilita. Como resultado, el avión se desintegró en el aire", informó el jefe del Servicio Federal de Información (FSB, antiguo KGB), Alexánder Bortnikov.

El ministro egipcio de Interior, Magdy Abdel Gafar, supervisó hoy las medidas de seguridad en el aeropuerto de Sharm al Sheij, así como los sistemas y aparatos de vigilancia de pasajeros y maletas.

En Sharm al Sheij está hoy reunido el Consejo de Ministros egipcio con el objetivo de enviar un mensaje de "tranquilidad" sobre la seguridad en las ciudades turísticas de Egipto. Está previsto que discutan las posibilidades de activar el turismo y que al término del encuentro se ofrezcan nuevos datos sobre las investigaciones de la catástrofe aérea.

El Ejecutivo egipcio cifró en 254 millones de euros las pérdidas económicas que Egipto sufrirá por la caída del turismo como consecuencia de la tragedia del avión ruso en un periodo mínimo de quince días y máximo de tres meses.

Tras el siniestro, el Reino Unido y Rusia ordenaron la evacuación de sus nacionales que pasaban sus vacaciones en Sharm al Sheij, adonde dejaron de volar varias aerolíneas.